Página:Compendio de Literatura Argentina.djvu/64

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
— 62 —

como nubes coloreadas por el iris, los cuadros más brillantes de la agreste naturaleza, pintados por el artista de la pampa en su lenguaje lleno de imágenes novedosas y de gracia inagotable

Las demás poesías de del Campo, á excepción de El Gobierno Gaucho, son de muy relativo mérito.




Pero la obra maestra de la literatura gauchesca, es, sin disputa, el poema de José Hernández titulado Martín Fierro, obra cuya popularidad abarca desde las ciudades hasta los aislados ranchos, y de la que se vendieron en diez años más de cincuenta mil ejemplares.

El tema esbozado en La cautiva de Echevarría, lo vemos realizado con virilidad y rudeza criolla en la inspirada composición de Hernández. El soplo de la pampa argentina, corre fácil por sus desgreñados, bravios y pujantes versos, en que estallan todas las energías de la pasión indómita y primitiva, en lucha con el mecanismo social ante el cual se revelan los ímpetus del protagonista, que acaban por lanzarlo á la vida libre del desierto, sintiendo, no obstante, en medio de ella, la nostalgia del mundo civilizado, de cuyo seno se vé alejado.

Martín Fierro es la personificación verdadera del gaucho de la pampa, condenado al servicio forzoso de las armas, desheredado de todos sus derechos de ciudadano, perseguido por la autoridad civil, oprimido por la autoridad militar, explotado por los negociantes aventureros, afligido por el hambre y la desnudez en los campamentos de la frontera.

Martín Fierro se diferencia de otros gauchos creados por este género literario, en que no es un personaje puramente ideal ó un tipo esencialmente cómico, sino un héroe dramático en el que aparecen las manifestaciones del ingenio nativo y las realidades de su vida propia, mezcladas con imágenes y comparaciones originales llenas de naturalidad é inspiración, de las cuales surge el hijo legítimo de las llanuras, nacido sobre el caballo, criado á la intemperie, revelando todas las cualidades y todos los instintos del hombre de la naturaleza.

Martín Fierro nos cuenta en sus versos con un candor y una verdad admirables, el origen y el desarrollo de sus desdichas y sus penas.

Tenía su rancho y su hacienda, su mujer y sus hijos y era feliz.

La autoridad lo arranca de su hogar, lo arrebata á sus