Página:Descripción de Patagonia y de las partes adyacentes de la América meridional.djvu/19

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
7 
DE PATAGONIA.

La parte de la Cordillera, situada al poniente de Mendoza, es muy alta, y siempre está cubierta de nieve; por cuya razon llaman los indios á toda esta hilera de montañas, Pian Mahuida, esto es, montaña blanca, ó Lil Mahuida esto es, montaña nevada. Pásase algunas leguas por valles muy grandes, cercados de altas montañas, antes de llegar á la mayor cumbre que es altísima y escarpada, con muchos y profundos precipicios, siendo el camino en algunos parages tan estrecho, y sumamente peligroso, por razón de sus grandes y proeminentes peñascos, que apenas hay bastante lugar para pasar por él una mula cargada. Los huecos y cóncavos, siempre tienen nieve aun en verano, habiendo en el invierno grande peligro de morir allí helado. Muchos han experimentado esta desgracia, intentando pasarlas antes que la nieve estuviese en algun grado derretida. Al pié de estos precipicios hay muchos arroyos y rios, que están, por decirlo así, encarcelados en orillas altas y perpendiculares ; siendo tan estrecho el espacio entre ellas, que en algunos parages se puede salvar de uno á otro lado con gran facilidad, bien que es imposible bajar por ellas. Estos rios y arroyos dan muchas vueltas en las montañas y precipicios, hasta que salen á las llanuras, donde se aumentan considerablemente. Para subir y pasar la grande cumbre, se necesita un dia de jornada en Mendoza y Coquimbo, y casi lo mismo en algunos parajes, según los informes que he recibido.


Estas montañas producen tan grandes pinos, como los de Europa, siendo su madera mas sólida y mas dura que la nuestra. Es tambien muy blanca, y se hacen de ellos diferentes mástiles, y otros materiales para fábrica de navios: de manera que, como observa Ovalle, los navios construidos en los mares del sur, duran frecuentemente 40 años. Del fruto cocido de estos pinos hacen provisiones para muchos dias; teniendo el gusto muy semejante á la almendra cocida, aunque notan ser muy aceitosa. Producen tambien estos árboles mucha trementina ó goma, que se cria en una masa algo mas dura y mas seca que nuestra resina, pero mucho mas clara y trasparente, aunque no tan amarilla. Los españoles la llaman y usan como incienso, pero es un error, pues no tiene otra fragancia que la resina, bien que es un poco mas fina.


Los valles al pié de la Cordillera son en algunos parages muy fertiles, regados por riachuelos, pues producen, estando bien cultivados, excelente trigo, y variedad de frutos, abundando así mismo de manzanas silvestres, de que los indios hacen una especie de cidra para su uso diario, ignorando el modo de conservarla. Los volcanes, ó montañas de fuego, de que abunda esta parte de la Cordillera, pueden competir con el Vesuvio, Mongibelo, ó algunos de los que conocemos en Europa, por su magnitud, ó furiosas erupciones. Estando en el volcan bajo el cabo de