Página:Irremediablemente... (1919).pdf/79

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida

Callada el alma... el corazón partido,
Suelto tus alas... vé... pero te espero.
¿Cómo traerás el corazón, viajero?
Tendré piedad de un corazón vencido.


Para que tanta sed bebiendo cures
Hay innúmeras sendas para tí...
Pero se hace la noche; no te apures...
Todas traen a mí...

—71