Página:JM Gorriti Panoramas de la vida 2.djvu/145

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página no ha sido corregida


UNA VISITA AL MANICOMIO 145

nifia, presa de una. locura silenciosa. y triste, era conducida :1 la secrete. morada donde la Sefiora, Retamoso, con el maravilloso remedio que ella. sola. posée, le devolvié la salud.

VI

El I-lego de ling:-Imus

Ouando llega.m0s_ é. su habitacion, Delfina sentada al piano tocaba con gusto esquisito, el ultimo pensamieinto de Weber.

La. hermana Teresa, come 10 habiamos convenido, apartése de mi y me dejé entrar sola.

——T1i aqui!—esc1am6 Delfina, corriendo :5. mi encuentr0—g,qué vientos te traen ei este chaearon, donde perezco de fastidio?

—Veng0 ai robarte—dije1a, fingiendo mirar con recelo en torno.

—A robarme! ique idea tan bella y novelesca! Per0,\ dime, por qué me trajeron aqui? La. hermana Teresa, dice, que tuve unas horribles tercianas al cérebro; que deliraba. y que los médicos ordenaron mi traslacion é. este Valle, tanto con la esperanza de curarme, como por ocultar :5. mi pobre mamé. enferma, el estado en que yo me encontraba.

—Y bien! tus tercianas han desaparecido-, te T. II 10