Página:La noche de la verbena.djvu/22

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido validada
18
LA NOCHE DE LA VERBENA

PEPA

¡Se fué al otro mundo!


ROSA

(Con mucho asombro.) Pero, ¿cuándo? Vive una en el Lilipú, ¿pero cómo no nos ha mandao usté esquela?


PEPA

No, si no s'ha muerto, pero se fué de casa con media lagartijera; una noche me lié a escobazos con él, y al día siguiente se fué a Buenos Aires, y m'ha dejao que, gracias a la Carmen y a su marío, que me tienen aquí de ama de llaves y hecha una reina, que si no me ves por las esquinas con unas gafas negras y un perro flaco, cantando el «Relicario.»


ROSA

Usté siempre quiso mucho a la Carmen.


PEPA

¡Como a una hija! ¡Y hoy, cuando la veo se me parte el alma!...


ROSA

¡Hay que llevarlo con paciencia!


PEPA

¡No sabes tú lo que se ha sufrío en esta casa!