Página:Sesiones de los Cuerpos Lejislativos de Chile - Tomo XXXIII (1843).djvu/278

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido validada
278
CÁMARA DE SENADORES
CÁMARA DE SENADORES
SESION 4.ª EN 12 DE JUNIO DE 1843
PRESIDENCIA DE DON JOSÉ MIGUEL IRARRÁZAVAL


SUMARIO. —Nómina de los asistentes. —Aprobacion del acta precedente. —Juramento de los Senadores reelecto. —Contestacion al discurso del Presidente de la República. —Pension a dorn Cármen Ibáñez viuda de Briceño. —Acta. —Anexo.


ACUERDOS

Se acuerda:

  1. Declarar que los Senadores reelectos tambien deben prestar juramento.
  2. Aprobar el proyecto de contestacion al discurso del Presidente de la República en la forma que consta en el acta, dándole el tratamiento de Excelentísimo en virtud de lo dispuesto por el Senado Consulto del 23 de junio de 1823 i por el artículo 146 de la Constitucion de aquel año. (V. sesiones del 7 de Junio de 1843 i I.° de Junio de 1844).
  3. Aprobar el proyecto de lei que concede una pension a doña Cármen Ibáñez viuda de Briceño. (V. sesiones del 7 i el 28).
  4. Desechar el proyecto de lei que concece una pension a doña Josefa Vargas. (V. sesion del 28 de Setiembre de 1841).

ACTA

Sesion en 12 de junio de 1843

Asistieron los señores Irarrázaval, Aldunate, Alcalde, Bello, Benavente, Cavareda, Egaña, Formas, Meneses, Ortúzar, Ossa, Portales, Prieto, Renjifo, Subercaseaux i Vial del Rio.

Aprobada el acta de la sesion anterior, el señor Presidente indicó que el señor Benavente reelecto Senador, podía pasar a prestar el juramento que se previene en el acto de incorporarse. Espuso el señor Benavente que no se creia en el caso de jurar, i que esa obligacion competía a los que entrasen a ejercer el cargo de Senadores, i no a los que por reeleccion continuasen en dicho cargo. Despues de algun debate, habiéndose preguntado a la Sala si deben o no jurar los Senadores reelectos, se adoptó la afirmativa por unanimidad; i en su consecuencia procedió el señor Benavente a prestar el juramento, interrogándole el Pro-secretario en la forma siguiente: "¿Juráis por Dios i estos Santos Evanjelios desempeñar fiel i legalmente el cargo que os ha confiado la Nacion, consultar en el ejercicio de vuestras funciones sus verdaderos intereses, según el dictámen de vuestra conciencia, i guardar secreto acerca de lo que se tratare