Sesiones de los Cuerpos Lejislativos de la República de Chile/1827/Sesión del Congreso Nacional, en 24 de febrero de 1827

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
CONGRESO NACIONAL
SESION 151, EN 24 DE FEBRERO DE 1827
PRESIDENCIA DE DON SANTIAGO PEREZ I SALAS


SUMARIO. —Cuenta. —Aprobacion del acta de la sesion precedente. —Consulta sobre la reforma de los mayorazgos. —Pago de los descuentos de los sueldos a don Silvestre Lazo. —Solicitud de licencia o en subsidio renuncia del señor Carvallo. —Id. de doña Josefa Irigóyen en favor de su hijo don Miguel Zañartu. —Id. del señor Price i proyecto de admision de recursos. —Querella de la Asamblea de Concepcion contra el intendente. —Fijacion de la tabla. —Acta. —Anexos.

CUENTA[editar]

Se da cuenta:

  1. De un oficio en que don José Silvestre Lazo pide se declare si es ya llegada la oportunidad de hacer cumplirla reforma de los mayorazgos, declaracion que pide a causa de tener que reedificar la casa consumida por el incendio de la noche del 22. (Anexo núm. 197. V. sesiones del 9 de Diciembre de 1826 i del 13 de Febrero de 1827.)
  2. De otro oficio en que don Manuel Carvallo pide licencia para regresar a Valdivia, aprovechando la salida próxima de un buque. (Anexo núm. 198.)
  3. De un informe de la Comision de Hacienda sobre la solicitud presentada por el señor Lazo, en demanda de que se acuerde el pago de ciertos descuentos; la Comision propone que se acceda a dicha solicitud. (Anexo núm. 199. V. sesion del 23.)
  4. De una querella que don Pedro Barnachea entabla contra el intendente de Concepcion, por haber ordenado a los vecinos de la Laja cancelar los poderes del querellante i cometido otros abusos en Penco. (Anexos núms. 200,201, 202, 203, 204. i 205. V. sesiones del 18 de Agosto i del 31 de Octubre de 1826 i del 17 de Febrero de 1827.)
  5. De otra querella contra el mismo funcionario que entabla don Félix Antonio Novoa por las mismas causas. (Anexos números 206, 207, 208, 209 i 210 V. sesion del 17.)
  6. De otra análoga entablada por don Ramo Novoa, secretario de la Asamblea de Concepcion. (Anexos núms. 211 i 212 .)
  7. De una solicitud de doña Ana Josefa Irigóyen, quien pide se permita a don Miguel Zañartu regresar a Chile al seno de los suyos. (Anexo núm. 213. V. sesiones del 27 de Noviembre de 1826 i del 21 de Febrero de 1827.)
  8. De otra entablada por el señor R. Price, en demanda de que se despache pronto un espediente ya afinado que se siguió ante los Tribunales de Justicia, i que, por recurso de la parte contraria, se trajo ha tiempo al Congreso.

ACUERDOS[editar]

Se acuerda:

  1. Sobre la declaracion pedida por el señor Lazo, relativa a la reforma de los mayorazgos; que la Comision de Justicia dictamine para la próxima sesion. (V. sesion del i.° de Marzo de 1827.)
  2. Mandar que se paguen al señor Lazo los descuentos que se han hecho a sus sueldos de camarista i que el Estado le adeuda. (Anexo núm. 214. V. sesion del 2 de Marzo de 1827.)
  3. Sobre la licencia pedida por el señor diputado Carvallo, que dictamine la Comision de Policía Interior. (V. sesion del i.° de Marzo de 1827.)
  4. Que la Comision de Justicia informe sobre la solicitud de doña Ana Josefa Irigóyen en favor de don Miguel Zañartu. (V. sesion del 2 de Marzo de 1827.)
  5. Sobre la solicitud del señor Price, que la Comision de Justicia presente un proyecto de lei para reglar la admisión de recursos. (V. sesiones del 2 i del 13 de Marzo de 1827.)
  6. Sobre las querellas de varios diputados de la Asamblea de Concepcion contra el intendente don Santiago Fernández,que la Comision de Justicia manifieste al Ejecutivo los antecedentes i que acuerde con él las providencias precautorias de los males que se temen i dé cuenta en la próxima sesion. (V. sesiones del i.° i del 17 de Marzo de 1827.)
  7. Dejar en tabla el proyecto de lei sobre rebaja de los derechos del cobre i los demás pendientes. (V. sesiones del 23 de Febrero i del 1º de Marzo de 1827.)

ACTA[editar]

Se abrió con los señores Albano, Aguirre, Arce, Bauza, Balbontin, Benavides, Benavente don Diego, Benavente don Mariano, Bilbao, Casanova, Carvallo, Donoso, Eyzaguirre, Elizondo, Fariñas, Fernández, González, Huidobro, Infante, Irarrázaval, Lazo, López, Marcoleta, Mena, Meneses don Juan Francisco, Molina, Montt don José Santiago, Montt don Lorenzo, Muñoz Bezanilla, Novoa. Ojeda, Pradel, Prado, Pérez, Sapiain, Santa María, Silva don Francisco, Silva don Manuel, Tapia i Vicuña don Francisco Ramon.

Aprobada el acta de la sesion anterior, se leyó una solicitud del señor Lazo, reducida a que el Congreso declarase si, jhabiéndose mandado reformar los mayorazgos i estando solo pendiente el cuándo, era ya llegado el tiempo, cuya declaracion le era absolutamente necesaria; pues sin ella no podia proceder a la reedificación del fundo vinculado que posee, i se incendió el veintidós. Se acordó pasase a la Comision de Justicia, cuyo despacho debia verificar para la siguiente sesion en primera hora.

Dióse, despues, cuenta del dictámen de la Comision de Justicia, en otra solicitud del mismo señor Lazo; discutido bastantemente i puesto en votacion, resultó aprobado en los términos siguientes:

"El Poder Ejecutivo decretará el pago de los tercios i cuarta parte vencidos al diputado don Silvestre Lazo".

Leyóse despues el recurso del diputado Carvallo, pidiendo licencia o renunciando su cargo; se acordó pasase a la Comision de Policía Interior.

También el de doña Josefa Irigóyen, pidiendo la restitucion al país de su hijo el doctor don Miguel Zañartu. Se pasó a la Comision de Justicia; igualmente el del señor Price, reclamando el despacho de un espediente que, afinado en los Tribunales de Justicia, habia elevado al Congreso la parte contraria; varios señores tomaron la palabra e interesaron a la Sala los perjuicios que resultaron de la admisión de estos recursos, i se acordó, despues de discutido el punto bastantemente, que la Comision de Justicia redactase un proyecto que debia presentar en la siguiente sesion para repararlos i cortar el abuso introducido a este respecto.

Últimamente se dió cuenta de las comunicaciones que varios diputados de la Asamblea de la provincia de Concepción dirijieron al Congreso sobre las ocurrencias que han tenido lugar entre dicha Asamblea i el intendente. El señor Novoa inmediatamente tomó la palabra e instruyó a la Sala del contenido de los documentos con que se acompañaron dichas comunicaciones e hizo ver el estado peligroso de dicha provincia. Propuso, en consecuencia, los medios que creyó conducentes a salvarla; fueron competentemente discutidos, i se acordó por último que la Comision de Justicia se acercase al Poder Ejecutivo, le presentase los documentos referidos i le interesase la situacion crítica de la citada provincia; que acordase con él las providencias que debian adoptarse al descubrimiento de los hechos en que se fundaba aquel concepto, i jeneralmente al de ponerla en seguridad, de todo lo que debia dar cuenta en la sesión inmediata. En este estado i siendo ya ia hora del reglamento, se levantó la sesion, anunciándose para la siguiente el proyecto de lei sobre rebaja de derechos de cobre i los demás puestos en tabla en las anteriores. —Pérez. —Fernández.


ANEXOS[editar]

Núm. 197[editar]

Soberano Señor:

El diputado José Silvestre Lazo espone a Vuestra Soberanía que, en la esquina principal de la plaza de la Independencia, posee un vínculo, el que el juéves en la noche ha sido incendiado, como es notorio. Es de necesidad levantarlo, tanto por exijirlo el lugar en que está situado cuanto porque sin hacerlo no producía cosa alguna. No tengo como edificarlo sin que eche mano de alguna de las otras propiedades que tengo, i me es mui sensible que, siendo és tas de todos mis hijos, desde el momento que yo fallezca, los prive de esta corta porcion hereditaria en aumento del que, privilejiado por haber nacido primero, es dueño esclusivo de ese vinculo. No parece, pues, regular que, en daño de los que son perjudicados, haga unos costos como los que se me aguardan para este edificio; i he aquí que me obliga a ocurrir a la Soberanía para hacerle presente dos cosas: i.°, si habiéndose mandado reformar los mayorazgos i estando solo pendiente el cuándo, habrá ya llegado el tiempo de este cuando en la consuncion que ha tenido el mió por la voracidad del fuego; yo espero que Vuestra Soberanía no se negará a declarar que está ya llegado ese tiempo por lo acontecido; 2.º, si las mejoras i edificios que ahora han de verificarse deberán ser en perjuicio de once hijos, los mas de ellos párvulos, i en beneficio del mayor.

Yo creo que toda la Sala siempre ha estado decidida por que las mejoras sean partibles i cuando no tenga lugar el primer punto, espero se le dé a este segundo, por exijirlo imperiosamente la equidad i la justicia.

Por lo que a Vuestra Soberanía suplico se sirva, dando lugar a mi petición, resolver como llevo pedido, etc. —José Silvestre Lazo.


Núm. 198[editar]

Señor:

El diputado de Osorno representa a la Sala que está para salir con destino a Valdivia el único buque que en este año debe partir de Valparaíso a aquel puerto. ¿Que haré yo en esta capital si, concluidas las funciones del Congreso, se pone en receso por algunos meses? Agricultor por destino i mis haciendas abandonadas, con numerosa familia que solo a mis esfuerzos personales puede alimentarse, mi esposa en vísperas de un parto i, lo que es mas penoso para mí, que si pasa el mes de Marzo ya son inaccesibles aquellos procelosos mares i carezco de medios para subsistir en esta ciudad. Señor, no puedo ménos de insistir en que es necesaria i urjente mi partida i exijo de la Sala la correspondiente licencia, seguro de que, llegando a mi destino, se nombrará por mi pueblo otro que represente en el Congreso. Por tanto, espero esta gracia. —Santiago i Febrero 24 de 1827. —Manuel Carvallo.


Núm. 199[editar]

La solicitud del señor diputado doctor S. Lazo no puede apoyarse en un fundamento mas justificado ni mas notorio. Sin unas causas tan graves i manifiestas, el Gobierno ha hecho pago a algunos empleados de los tercios retenidos, porque la lei senatoria dejaba campo para iguales providencias. Opina, pues, que debe proveerse el decreto siguiente:

Dígase al Ejecutivo Nacional que proceda a hacer el pago de los tercios i cuartas partes vencidas al señor diputado don. Silvestre Lazo. — Sala de sesiones, Febrero 24 de 1827. —Benavente. —Santiago Muñoz de Bezanilla. —J . M. Novoa.


Núm. 200[editar]

Soberano Señor:

Cuando los gobernantes llegan a prostituirse hasta el estremo de no guardar decencia en sus negras intrigas, en vano se buscaría el cumplimiento de las leyes, que saben aplicar por presunciones, fulminando crímenes a sus enemigos inocentes, miéntras que los atentados de los de su faccion, por mas públicos i manifiestos que sean, quedan siempre improbados, aunque alguno, guiado del bien público, quiera probar en juicio los altos delitos de una horrorosa faccion que, no respetando ni lo mas sagrado, atropella por todo para llegar al fin punible que se propone. Hacen relacion de las supercherías, de las intrigas, manejos innobles i públicas seducciones que han hecho i hacen en esta provincia; seria nunca acabar i presentar al Soberano Congreso una série no interrumpida de altas traiciones i crímenes. Remitiéndome a lo que han dicho el Presidente de la Asamblea i otros diputados a Vuestra Soberanía, solo agregaré que aquí, abandonadas las autoridades a toda clase de excesos, juegan con los pueblos i con los hombres sin respetar los derechos mas sagrados, bajo fórmulas írritas í nulas en su oríjen, medio i fines; pretenden, apoyados en la fuerza, someter a esta provincia i a la República entera, al yugo de fierro que detesta el nuevo mundo. El oficio orijinal que, con la providencia respectiva del intendente, remito a Vuestra Soberanía i la nota de la mesa de eleccion de diputado de la Laja, que incluyo, manifestarán al Soberano Congreso hasta dónde llega la audacia de los malvados. En el proveído dice el intendente que no ha dado órden para que se me retiren los poderes de diputado. La mesa de eleccion asegura que lo ha hecho, a consecuencia de órden del intendente. Aun se habia querido que se nombrase gobernador; pero la oposicion del pueblo lo impidió, aunque algunos han quedado presos por su firmeza.

En Penco, con el mayor escándalo, vino el gobernador Reyes (del Ejército español i cuñado del estanquero Bazo), i leyendo la órden del intendente, no estando reunida toda la jente, se puso a escribir un acta que salia nombrado como diputado don Fernando Figueroa, i la hizo autorizar sin que precediese eleccion, etc. etc., he sido informado por los vecinos de Penco.

He dicho, Soberano Señor, que seria una série no interrumpida de crímenes hacer relacion de las acciones de estos hombres. Así es que, contentándome con lo dicho, espero que Vuestra Soberanía ponga remedio a tantos males en los que está envuelto el pueblo que lejítimamente represento.

Quiera, Vuestra Soberanía, admitir mis respetos i mi mas alta consideración. —Concepcion, Febrero 13 de 1827. —Pedro Barnachea. —Soberano Congreso Constituyente.


Núm. 201[editar]

Habiéndose reunido los vecinos que componen esta poblacion, a efecto de dar cumplimiento a la comunicación recibida por el Gobierno de Intendencia, para el nombramiento del diputado para la Asamblea departamental de la provincia, como asimismo retirar a US. los poderes que le fueron conferidos; los abajo suscrito?, que componen la mesa de eleccion, lo participamos a US. para su intelijencia.

Los abajo suscritos saludan a US. con el debido respeto. —Dios guarde a US. muchos años. —Palma, Febrero 14 de 1827. —Nicolas de Novoa. —Luciano García. —Juan José Valdebenito. —Marcos Jara. —Manuel I. Castro. —Señor coronel don Pedro Barnachea.


Núm. 202[editar]

Laja, Febrero 14 de 1827.



señor don pedro barnachea.

Mi apreciable coronel:

Doi parte a US. de que hoi nos han tenido en junta para que nombremos diputado, i que muden a US. por órden del intendente; i habíamos puesto resistencia diciendo: que teníamos diputado i que queríamos saber la causa, o si habia renunciado US. para nombrar otro, i nos han dicho de que es órden del intendente i que lo hagamos así, porque conviene así i nos elijieron para esto a mí i a García; i es lo que puedo decir a US., pues nos han hecho fuerza para esto. También me dice García, diga lo mismo de su parte porque nos han tenido aflijidos; a mí me han tenido preso porque dicen que soi uno de los que siento de que lo hayan mudado a US.; i no se ofrece otra cosa.

Dios guarde a US. muchos años. Seguro servidor que sus manos besa. —Juan José Valdebenito. —Luciano García.

Es copia de su orijinal. —Pedro Barnachea.


Núm. 203[editar]

Postaque, Febrero 74 de 1827.

señor don pedro barnachea

Serán las diez de la noche, hora en que se ha concluido la eleccion de diputado, i ha salido por diputado el cura Jil, porque el cura Ruíz les ha dicho a los habitantes que pidan a dicho cura, i a Riquelme i a don Francisco Rios. Yo no he dado voto por nadie, porque me nombraron de escrutador, i puesto en la mesa de eleccion, pedí que me mostrasen la renuncia que habia hecho nuestro diputado o la órden suprema, i como me mostrasen solo la órden del intendente, les dije que no pasaba por tal nombramiento de diputado, i me dijo el cura que no sabia yo lo que hablaba i que estaba engañando a la jente, i de allí me levanté de la mesa i tuve una grandísima etiqueta con el cura, que solo el agarrarnos faltó. Nombramiento de gobernador no ha habido, porque yo me puse firme que no queríamos otro gobernador, porque teníamos, i de este modo arengué hasta estas horas, que escribo i entorpecí el nombramiento de gobernador. Es cuanto ha ocurrido.

Dios guarde a US. muchos años. —Su afectísimo servidor. —Bernardo Fuica.

Es copia de su orijinal. —Pedro Barnachea.


Núm. 204[editar]

Sin embargo que ya habia tenido noticia se iba a proceder en la Laja al nombramiento de diputado i de gobernador iocal, cuyos destinos, conforme a la lei del Soberano Congreso, han recaído en mí, no me habia sido posible creerlo hasta ahora que, con fecha de ayer, se me avisa de positivo haberse nombrado de diputado para esta Asamblea por aquella doctrina, a don Jil Calvo, i que aunque se quiso continuar el nom bramiento de gobernador, no tuvo lugar por entónces, por oposicion que se advirtió en la misma mesa, demostrando que ya yo era el electo, miéntras que a este mismo reparo no accedió con respecto al nombramiento de representante. En la misma mesa se pidió la renuncia o causa que habia para que se me quitasen los nombramientos de la materia, i no hubo mas resolucion que hacer ver era todo por órden de US., leyéndola al efecto. Ignoro el cumplimiento del artículo 6.º de la lei del 18 de Julio de 1826, ni cuál sea el motivo o causa que US. haya tenido para ordenar que se me retiren los poderes, nombrándose otro en mi lugar, en circunstancias que no habiendo nada de esto, ni habiéndose hecho saber para usar de mi derecho, creo que, conforme a la lei, no puedo ser removido ni despojado de la representacion, si es que ella rije. Suplico a US. se sirva decirme lo que hai en el particular para, en su vista, usar de mi derecho.

Saluda a US. su atento servidor. —Concepcion, Febrero 15 de 1827. —Pedro Barnachea. —Señor Intendente don Santiago Fernández.


Núm. 205[editar]

Los pueblos pueden, cuando quieren i tengan por conveniente, retirar sus poderes a sus apoderados, o llámense diputados o representantes, sea con causa o sin ella, i sin necesidad de indicar el motivo que les mueve; bajo este principio ha procedido el pueblo de la Laja en el retiro de los poderes que habia conferido al recurrente para diputado de la Asamblea de esta provincia, sin que aparezca ninguna indicacion por parte de este Gobierno, que no tiene necesidad de ocultar sus providencias. —Concepcion, Febrero 16 de 1827. —Fernández.


Núm. 206[editar]

Señor:

Ya no es posible tolerar el absolutismo con que se conduce el señor intendente de este departamento, don Santiago Fernández; pues que sus arbitrarios procedimientos han llegado hasta lo sumo. Despreciando la lei, le rije su capricho, i por fin, sus disposiciones atentatorias i atacantes a todo derecho, las hace prevalecer a todo trance, asilado en el antemural de los tiranos: la fuerza. No contento con los procedimientos de que ha dado cuenta a Vuestra Soberanía i al Ejecutivo, el Presidente de esta Asamblea, en notas de 30 de Enero último i de 4 del corriente i sin mas ocurrencia, ha ordenado se me retiren los poderes (como lo ha hecho con otros diputados) que la parroquia de Penco me habia conferido, haciendo que se haga nueva eleccion e imponiendo a mis comitentes en falsos e imajinarios motivos para abusar de su obediencia i sencillez. Todo lo ve Vuestra Soberanía en los documentos que tengo el honor de incluir, i por todos conocerá que el señor Fernández, declarándose protector del partido de los siete protestantes ante él, lleva el intento de quitar de la sala a los demás que le hacen oposicion, para, por este resorte, lograr tengan efectos las arbitrarias resoluciones a que aspiran.

El cuadro melancólico que presentan estas ocurrencias, su continuacion i demás, me hacen presentir que es llegado ya el desgraciado tiempo en que cada uno hace lo que quiera, si Vuestra Soberanía no pone remedio oportuno a estos males, pues que, con el actual intendente, aunque se pida justicia, todo es negarse, todo dejar al silencio i desprecio los reclamos, por mas conformes a la lei i justificados que sean. La dolorosa esperiencia me ha hecho ya ver esta verdad en fuerza de la que, como único recurso, apelo a Vuestra Soberanía para evitar otros procedimientos que acaso la desesperacion baga admitir, agotada la paciencia.

Sírvase Vuestra Soberanía tener presente esta solicitud i determinar lo que su soberana voluntad crea arreglado, admitiendo los respetos de su humilde servidor. —Concepcion, Febrero 16 de 1827. —Félix A. Novoa . —Soberano Congreso Constituyente.


Núm. 207[editar]

Se me ha noticiado que, en la doctrina de su mando, se ha procedido a nueva eleccion de diputado para esta Asamblea, saliendo electo don Fernando Figueroa. Ignoro los motivos por que se me quieran retirar los poderes, que esos dignos habitantes me confiaron, cuando mi comportacion no ha dado mérito. Pero, por fin, para usar de mi derecho, quiero saber por órden de quién se ha procedido a la reunión de ese pueblo para la eleccion i cuáles los motivos que se les han dado a mis comitentes, pues que, hasta ahora nada sé, sino de oídas, que me lo afirman, i por las que me creo se tratará de suspenderme los poderes.

Saluda a Ud. su atento servidor. —Concepcion, Febrero 15 de 1827. —Félix Antonio Novoa. —Señor comandante de Penco.

Es copia. —Félix A. Novoa.


Núm. 208[editar]

Penco i Febreto 15 de 1827.

señor don félix antonio novoa.
SEÑOR

Mi amigo:

El dia 11 del actual, a las 3 de la tarde, recibí. una circular del gobernador de este partido, para que al segundo dia le tuviese toda la jente del distrito de mi mando, junta en este pueblo, comprendiendo también a los del Tomé, sin advertir los motivos que le traian; según su violencia que prevenía su circular órden. Con efecto, el 12, a las ocho de la mañana, se presentó en esta plaza, i reunidos que fueron los habitantes, en el momento procedió a leer un oficio pasado a él por esa Intendencia, i otro por el Presidente de la Asamblea, en donde hacian saber a este pueblo los motivos i causa que tenian para que en el momento se le retirasen a Ud. los poderes de diputado que se le habian conferido por esta parroquia, i se pusiese segunda eleccion en otro, lo que se ejecutó en el momento sin pérdida de tiempo.

Yo no podré decir a Ud. con certeza todos los motivos que esponen; solo diré a Ud. lo primero: que Ud. i su hermano insultaron la Sala, i que a pesar que se le llamó con ruegos i que se necesitaba en aquella hora para un acuerdo de mucha importancia, i que lo mismo lo hizo a los ruegos del intendente, i que enteramente no ha querido comparecer a aquella Corporacion, prometiendo no asistir jamas.

Si Ud. quiere vindicar su honor i dar a esta parroquia una satisfaccion, puede sacar las copias del archivo de esta cabecera, a donde pasaron las causas que motivaron a este pueblo para retirarle a Ud. los poderes de diputado que le habian conferido.

Es cuanto tengo que decir a Ud. sobre el particular.

Soi su mas atento que besa sus manos. —Gregorio Pradines.


Núm. 209[editar]

Estrajudicialmente supe que, en la parroquia de Penco, a quien represento en la Asamblea de este departamento, se habia hecho nueva eleccion de diputado; i para cerciorarme oficié ayer al comandante político i militar, capitan don Gregorio Pradines. En su contesta me dice que efectivamente el 12 del corriente se hizo el nuevo nombramiento, por órden de la Intendencia i por un oficio pasado por US., en donde hacia ver a aquel pueblo los motivos i causa que habia para que en el momento se me retirasen los poderes que se me habian conferido i se realizase eleccion en otro. Espero, pues, se sirva US., decirme si es o no efectivo el oficio que se dice pasado por US. mismo, para, en su vista, usar de mi derecho en vindicación de mi conducta.

Dios guarde a US. muchos años. —Concepcion, Febrero 16 de 1827. —Félix A. Novoa. —Señor Presidente de la Asamblea, coronel don Hilarión Gaspar.


Núm. 210[editar]

Desde que di cuenta al Soberano Congreso i al Ejecutivo de los acontecimientos en ésta, no se ha reunido la Asamblea; no ha habido la mas pequeña ocurrencia; ménos he pasado al intendente, al gobernador de Coelemu ni a nadie, el oficio de que Ud. me habla; mas, para que use Ud. del derecho que le convenga, tengo a bien contestar a continuacion.

Dios guarde a Ud. muchos años. —Concepcion, Febrero 16 de 1827. —Hilarion Gaspar . —Señor don Félix Antonio Novoa.


Núm. 211[editar]

Señor:

A Vuestra Soberanía, con el mayor acatamiento, se dirije como diputado secretario de la Asamblea i como ciudadano de la República, Ramon Novoa, manifestando al Soberano Congreso la escandalosa, atroz conducta del gobernador intendente de esta provincia que, convertido en un execrable dictador, holla los mas sagrados derechos, atropella la Soberanía Provincial, roba la honra de los ciudadanos i desacredita e insulta con imposturas, a la faz de los pueblos, a todos los hombres que cree capaces de oponerse a la faccion a que pertenece. Estos altos crímenes, señores, son tanto mas notables cuanto que se cometen a la sombra de la autoridad que la República le dió para sosterner su libertad e independencia.

Hacer relacion al Soberano Congreso de todos los hechos en que se funda esta esposicion, seria repetir lo que dijo documentalmente el Presidente de la Asamblea, con fecha 30 de Enero i 4 del presente. Por tanto, me limitaré solamente a referir los sucesos posteriores, que aun por sí solos son bastantes para comprobar los atentados del intendente.

Valido del mui miserable pretesto de la nota número 1, que le pasó el Presidente de la Asamblea, se ha arrogado ahora cuatro dias a mandar hacer nueva eleccion de diputados, con el objeto de separar de ella a los que cree mas perjudiciales a la faccion de O'Higgins, poniéndola en disposicion que, justo vel injusto, decida la votacion. La carta número 2 del gobernador de Penco, contestación a una nota oficial del diputado don Félix Antonio Novoa, comprueba este hecho, i el insulto con que trata el gobernador intendente de desconceptuar en la provincia a los enemigos de O'Higgins.

Es de necesidad absoluta leer la nota número 1 para convencerse que no se le ha dado órden ninguna al intendente para que proceda al nombramiento de los diputados, que a su arbitrio, están mandados remover, como se convence por el documento número 3. Nada razonable puede alegarse para un proceder tan ilegal como escandaloso, a no ser que se cimente como principio el modo como fué elejido diputado de la Convencion O'Higginiana, que dijeron ya los papeles públicos, el actual intendente don Santiago Fernández. Mas, quien desobedeció la órden de la Asamblea para que nombrasen representantes las diputaciones lejítimamente vacantes, ¿cómo se atreve ahora a mandar hacer elecciones a los pueblos que tienen sus diputados? Aquellos eran de su faccion i éstos contrarios a O'Higgins. ¿Ni cómo puede haber procedido en virtud de la nota número i, cuando el diputado de esta ciudad es uno de los que se retiró de la Salai no se le han quitado los poderes, i el coronel Barnachea, representante por la Laja, se quedó con los demás, i se le ha despojado i aun querían nombrar también otro gobernador de aquel partido, existiendo el que tiene? Documentos notables números 4 i 5 [1].

Esto ya es intolerable i comprueba a la evidencia que, sin reparar en los medios, se quiere tener una finjida Representación Provincial a la boliviana, para alucinar i engañar a los pueblos lejanos despues de haberlo hecho sucesivamente con los de la provincia. I quien tiene una conducta semejante ¿qué no hará en la primera eleccion de diputados para esta Asamblea? Todos lo saben. Quien oficialmente forma un gran sumario al bravo jefe, gobernador de Arauco, don Luis del Río, por seducción en la eleccion de intendente (porque no votó aquel partido por Prieto) i no forma a mil seductores en favor de O'Higgins, Bolívar i Prieto, ¿qué puede creerse? Nada mas, señores, que todo cuanto se ha hecho i hace, es obra de la coaccion, de la faccion, de la violencia i la intriga, ejecutadas a su vez con el último descaro en oprobio de la libertad, de la decencia, de la justicia i las leyes.

Ya que he dado al Soberano Congreso una idea de lo relativo a la Asamblea, no será de mas que la continúe, por lo que mira a los Cabildos. El carácter bondadoso del anterior intendente, siguiendo las máximas de lenidad del ex-director jeneral Freire, unidas a las noticias de Bolívar, correspondencia venida de O'Higgins i su sublevacion de Chiloé, alarmaron tanto a los O'Higginistas, que se avanzaron a formar el proyecto de apoderarse de los gobernadores i Cabildos, en la eleccion, seduciendo, por miedo, etc, etc., la sencillez de la jente del campo i aun la de los pueblos de aquéllos que, siendo indiferentes, temían comprometerse a la vista de los peligros que los seductores les ponderaban, o que, no estando en los negocios políticos, no entendían la trama que se les armaba. No bastando estos arbitrios, se amontonaron jentes mercenarias i sin facultad de votar, para llevar adelante el plan que consiguieron por estos medios, i hemos visto desde entónces presentarse con un carácter amenazador la facción de O'Higgins. Esta no es una relacion apoyada en mi dicho; existen documentos que lo comprueban. Tal es, por ejemplo, la causa o sumaria que se siguió por este Cabildo en razon a estos incidentes i declaraciones que ofrecen probar que los cabildantes son O'Higginistas. Un recurso sobre la nulidad de eleccion que el carácter pacífico del intendente sofocó por amor a la paz, etc. No es mi objeto decir que todos los gobernadores i cabildantes son facciosos; pero sí que son su mayor parte, i son los que dirijen estas corporaciones. Así es que no es de estrañar que la Municipalidad de Concepción solicitase la venida de don Miguel Zañartu, de Lima, i aun hacerlo juez de letras de esta provincia, como se aseguró.

Hago a Vuestra Soberanía esta libre i sencilla narracion del estado de esta provincia, para que, penetrado el Soberano Congreso de los males que la amenazan, evite la horrorosa anarquía a que momentáneamente se ve espuesta i en la que seria necesariamente envuelto el pueblo que represento.

Quiera el Congreso aceptar las consideraciones de mi mayor respeto. —Concepcion, Febrero 16 de 1827. —R. Novoa. —Soberano Congreso Constituyente.


Núm. 212[editar]

A consecuencia del oficio que, con copia de la carta del señor jeneral del Ejército de operaciones, se sirvió US. pasarme ayer, según las circunstancias que se indican de los sucesos de la capital, creí conveniente convocar la Asamblea, así a los señores que no se han separado de ella como también a los siete diputados que no concurrieron, i que solo en esa mañana se les vió en la Sala, para que impuesta de todo resolviese sobre la materia i que el señor jeneral, por su conducto, conociese los verdaderos sentimientos de la Sala; mas, no me salió conforme a mis deseos, porque despues de haberles hecho ver el motivo de la reunion i ordenado se leyese su oficio, se contestó por el señor diputado secretario don Ramon Novoa que se le dijese si aquella reunion era popular; se le contestó por mí, que no, i que era puramente de la Asamblea; a esto repitió que notaba dentro de la Sala a varios señores que no los consideraba como diputados, pues de ello se tenia dado aviso a US. para su reposicion por haber incurrido en las tres faltas que por acuerdo se designaban; a lo que se le contestó por los mismos, haciéndole oposicion a aquel reparo; mas, a esto les llamé al silencio i aun les pedí, a nombre del Estado, que se dejasen de esa materia, que por ahora solo convenia tratar del contesto que a US. debia dársele; mas, exaltados los ánimos por habérsele oído a US., en la mañana del dia de ayer, que por sus espresiones vulneraba a la Asamblea; quejosos de esto, los señores diputados Novoas se salieron, i poco despues el diputado don Gregorio Serrano, quedando por este motivo incompleto el número designado por reglamento para resolver lo que se trataba, i acordándose que seria conveniente compareciese US., a fin de que, como jefe de la provincia, contestase al señor jeneral. Dió la casualidad que, por su indisposicion, se nos contestase no poderlo verificar; en este estado, se hace mocion por el diputado don Juan Manuel Bazo de que, según las circunstancias, no debia tenerse consideracion a la falta de solo uno que faltaba para el completo, siendo apoyada ésta por el mayor número; mas, como el reglamento interior lo priva, me opuse, fundado que, como Presidente, me correspondía sostener la lei, a lo que por el mismo señor diputado Bazo se me argüyó no tener tal facultad i que me haría responsable de su mocion; conociendo que ya se excedía i que la materia de que se trata no podria tener efecto, mandé suspender la sesion, i aun me habia resuelto que, por mí i el secretario, se le contestase a US.; mas, a esto se opuso el mismo Bazo, quedando por este motivo i los demás espuestos paralizado en el todo las operaciones de ia Sala, de lo que avisaré oportunamente a la Soberanía del Estado, a fin de que resuelva lo que sea conveniente.

Con este motivo, tengo el honor de contestar a US. i ofrecerle los mayores sentimientos de mi aprecio. —Concepcion, 3 de Febrero de 1827. —Hilarion Gaspar. —Señor Gobernador Intendente don Santiago Fernández.

Es copia que existe en secretaría. —Novoa, diputado secretario.


Núm. 213[editar]

Señor:

La madre del doctor don Miguel Zañartu, por medio de su poder, respetuosamente, dice: que la jenerosa bondad de Vuestra Soberanía, deseosa siempre del bien de los chilenos, ha tomado en consideracion la gracia de su restitucion al país que imploran el coronel Sánchez, el doctor Rodríguez i otros desgraciados; la suplicante ha demostrado otras veces, con la inocencia de su hijo, la violencia de su separación, i ha merecido la benigna atencion de esta Representacion Jenenal. Así cree que hoi, cuando ella va a manifestar al pais i al mundo entero su liberalidad, su noble imparcialidad i justificacion, tendrá presente el mérito i patriotismo del doctor Zañartu, para decretar su regreso. Haga Vuestra Soberanía cesar los grandes males i perjuicios que se causan a este ciudadano en la crecida privacion de sus hogares. Preste Vuestra Soberana Benignidad, ese consuelo a una anciana madre cuya existencia amenaza en el dolor de la falta de su caro hijo; por quien lo suplico encarecidamente. —Ana Josefa Irigóyen.


Núm. 214[editar]

El Congreso Nacional ha acordado i decretando lo siguiente:

"El Poder Ejecutivo decretará el pago de los tercios i cuartas partes vencidas al doctor don Silvestre Lazo."

El Presidente de la Sala tiene el honor de comunicarlo al de la República, i ofrecerle, etc. —Congreso Nacional, Marzo i.° de 1827. —Al Excmo. Señor Presidente de la República.


  1. Hemos suprimido al fin de esta representacion aquellas comunicaciones cuyas copias están agregadas mas arriba. (Nota del Recopilador.)