Discusión:Kojiki

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Información acerca de la edición de Kojiki

Año primera edición:


Fuente:


Contribución y/o corrección por: Usuario:Elias Enoc


Revisión y/o validación por:


Nivel de progreso: 75%.png


Notas: Texto no protegido. Traducción libre de Usuario:Elias Enoc.
Puedes informar de posibles errores aquí.


Atención: Antes de realizar cambios mayores en el formato de esta obra, es recomendable que lo consultes con Usuario:Elias Enoc

Traducción al castellano (en progreso), por Elias Enoc.—El comentario anterior es obra de Elias Enoc (disc. · contr.), quien olvidó u omitió firmarlo.


Kojiki o Furukotofumi (古事記), también conocido en inglés como los expedientes de materias antiguas, es el libro histórico más viejo que se conserva relativo a la historia de Japón, en el que se notan algunas influencias del Génesis, de Moisés. Literalmente, significa "registro de cosas antiguas". Éste menciona a otra compilación más vieja que se dice que ha sido destruida por el fuego.

Esta edición en inglés fue traducida por B. H. Chamberlain—El comentario anterior es obra de Silvestre (disc. · contr.), quien olvidó u omitió firmarlo.

La Biblioteca Imperial Quemada Abajo[editar]

En Japón en 645 D.C., en la era Asuka, había sucedido una cosa muy deplorable, que la biblioteca imperial, que había guardado viejos documentos y libros muy importantes, fue quemada todo abajo. Había un conflicto entre el clan de Mononobe (sintoistas) y el clan de Soga (budistas), y como resultado, el favorable pro-Buddhismo, clan de Soga, fijó el fuego a la biblioteca, y todos los expedientes y libros importantes en ella fueron quemados abajo. El libro más viejo ahora que existe entre todos los libros japoneses es Kojiki, pero uniforme este Kojiki fue escrito en 712 D.C.. que era 67 años después del quemado abajo de la biblioteca imperial. Es decir, antes de que hubiera existido Kojiki allí había muchos libros, expedientes, y documentos antiguos en Japón. En esa biblioteca había una montaña de los libros más viejos que el Kojiki. —El comentario anterior es obra de Elias Enoc (disc. · contr.), quien olvidó u omitió firmarlo.