Página:Charles Darwin - Diario del viaje de un naturalista alrededor del mundo - Tomo I.djvu/159

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
v
121
bahía blanca

singular, el Tinochorus rumicivorus; en sus hábitos y aspecto general participa, casi en partes iguales, no obstante ser tan diferente, de los caracteres de la codorniz y la agachadiza. El Tinochorus se halla en todo el mediodía de Sudamérica, dondequiera que haya llanuras estériles o terrenos secos y descubiertos que producen pastos. Es frecuente, en parejas o pequeñas bandadas, en los sitios más desolados, donde apenas puede subsistir criatura. Al acercarse al suelo, se agacha de tal modo, que cuesta trabajo el distinguirle. Mientras comen andan algo despacio, con las patas muy separadas. Se revuelcan por el polvo de los caminos y lugares arenosos, y frecuentemente en sitios particulares, en que puede vérselos día tras día; como las perdices, vuelan en bandadas. En todos estos respectos, por la molleja muscular adaptada a la alimentación vegetal, por el pico arqueado y narices carnosas, patas cortas y forma de los pies, el Tinochorus guarda afinidad estrecha con las codornices. Pero apenas se le ve volar cambia enteramente su aspecto; las largas alas puntiagudas, tan diferentes de las del orden de las gallináceas; la irregularidad del vuelo y el grito quejumbroso proferido en el momento de remontarse, remedan la agachadiza. Los cazadores del Beagle designaron unánimemente a este ave con el nombre de agachadiza de pico corto. Con este género, o más bien con la familia de las zancudas, revela su esqueleto estar realmente relacionado.

El Tinochorus tiene estrechas relaciones con algunas otras aves sudamericanas. Dos especies del género Attagis son en casi todos respectos Lagopus en sus costumbres; una vive en la Tierra del Fuego, más arriba del límite del bosque, y la otra, justamente bajo la línea límite de las nieves, en la cordillera del Chile Central. Un ave de otro género muy afín, la Chionis alba, es un habitante de las regiones antárticas; se alimenta de algas y mariscos en las rocas de alta ma-