Página:Charles Darwin - Diario del viaje de un naturalista alrededor del mundo - Tomo II.djvu/65

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
xiii
47
chiloe y las islas chonos

rior de las húmedas selvas de estas islas meridionales.

En las regiones centrales del archipiélago Chonos (latitud 45°), el bosque se parece mucho al que crece todo a lo largo de la costa occidental, por espacio de 600 millas hacia el sur del cabo de Hornos. Las hierbas arborescentes de Chiloe no se encuentran aquí, mientras el haya de Tierra del Fuego alcanza un gran tamaño y constituye una parte considerable del arbolado forestal, si bien no en grado tan predominante, y aun exclusivo, como en las regiones más al Sur. Las críptógamas hallan aquí un clima en extremo favorable. En el estrecho de Magallanes, según he notado antes, el país parece demasiado frío y húmedo para permitirles un desarrollo perfecto; pero en estas islas, dentro de las selvas, es extraordinario el número de especies y abundancia de musgos, líquenes y pequeños helechos [1]. En Tierra del Fuego los árboles crecen sólo en las laderas de las montañas, pues todos los trozos de suelo llano se hallan invariablemente cubiertos de una espesa capa de turba; pero en Chiloe las planicies producen las selvas más frondosas e impenetrables. Aquí, en el interior del archipiélago Chonos, la naturaleza del clima se acerca más al de Tierra del Fuego que al del norte de Chiloe, pues todas las manchas de suelo llano están cubiertas de dos especies de plantas (Astelia pumila y Donatia magellanica), que al pudrirse juntas forman un espeso lecho de turba elástica.

En Tierra del Fuego, encima de la zona del bosque, la primera de dichas plantas, que es eminentemente sociable, es el agente principal en la producción de la


  1. Con mi red de cazar insectos cogí en estos parajes un número considerable de individuos pertenecientes a la familia de los Estafilínidos, otros afines al género Pselaphus, y diminutos Himenópteros. Pero la familia más característica, por el número de individuos y especies, en todas las comarcas francas de Chiloe y Chonos es la de los Telefóridos.