Página:Correo de Cádiz (No. 1-104, 1798).djvu/6

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida


los Domingos y fiestas, y también otros que no cuento, ejusdem Artis.

Es lo nuevo sin pasión,

Hechizo del corazón,

No dice muy bien, ¿pues qué pasión, ni afición puede inducir una cosa nueva? Mejor dicho seria por aprehensión ó capricho. Publiquelo una Criada nueva y otra antigua; á, la primera le sobran las gracias para sus amos, y á la segunda defectos, tal vez fingidos, que quando nueva fueron aciertos.

Si amor de la vista nace,

Loco es quien ciego le hace.

Yo dixera: Loco es quien ciego por el se hace. Por eso para no cegar sería muy bueno guiñar un ojo, y cubrir el otro con la mampara del anteojo ó lente, en teatros y paseos, como usan muchos, y se vá introduciendo de tal suerte que lo usarán todos.

Aunque es valiente el amor,

Lleva consigo el temor.

Enamorados y ladrones son cobardes, porque siempre ván á hurtadillas. Me quadra la sentencia.

Gana amigos verdaderos

El saber, no los dineros.

Proposición negada, porque si, porque no, y por otras tres razones: Primera, porque eso de verdad y amigos es novela rancia: Segunda , perqué el saber dá embidiosos, y no amigos; la tercera, porque Oros son triunfos, y lo demás es chanza.

Quien guarda en las cosas medio

Ese encuentra su remedio.

Buena teórica, pero difícil práctica en un siglo ilustrado.

Sin armas el hombre nace,

Y el por su rencor las hace.

Menos la Muguer que nació con uñas, dientes y lengua, para