Página:Diccionario biográfico de Chile - III (1901).djvu/59

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida


años (1850) sus estudios de humanidades y mercantiles en el afamado colejio dirijido por los educacionistas Goldfinch y B. Klum, en Valparaiso. Por Índole de su espíritu y condición independiente, se educó para los negocios, no siguió carrera titular ni profesional. Tan pronto como se alejó de las aulas del colejio, se dedicó a empresas industriales y agrícolas, atrevidas para su edad y para su tiempo. Desplegando esforzada voluntad y tendencias innovadoras, planteó la esplotacion de saladurías en su propiedad agrícola. El éxito mas completo coronó sus laudables iniciativas, causando ruinosa competencia con sus productos nacionales a las carnes norteamericanas importadas en Talcahuano. Al mismo tiempo se dedicó, invirtiendo grandes capitales, al comercio marítimo, armando una flotilla de naves mercantes para las costas de Chile y los Estados Unidos, pues las costas y los centros auríferos de California atraían las espectativas del comercio del Pacífico Asoció su fortuna y sus vigorosos afanes a empresas de pesca de la ballena, fabricación de botes, negocios de minas, salitreras, refinería de azúcar y otras industrias no monos costosas, no sin esperimentar profundos quebrantos en sus cuantiosos intereses. En 1863 y 1866, prestó servicios militares al pais en la guardia nacional y en calidad de capitán del batallón cívico de Concepción, tomó parte en el ataque de abordaje de la fragata española Resolucion en la bahía de Talcahuano. Su actividad le impulsó a la elaboración de salitreras en Tarapacá, en un período en que el salitre no habia adquirido todo su conveniente y próspero desarrollo. En 1870 fundó en Concepción una casa espendedora de cereales de nuestros campos. En esos dias, salvó de las aguas del Bio-Bio a varios náufragos, arriesgando su propia vida. Poco después, se dejó morder por un perro atacado de hidrofobia para salvar de sus fauces emponzoñadas a una débil anciana, soportando sereno la mortificante incertidumbre de la cuarentena. En 1872 adquirió la propiedad de la Hacienda de Santa Fé de Rio, en la isla de la Laja, en la que, aplicando las productivas esperiencias de la ciencia agrícola, ha visto recompensadas sus labores. En 1880 esperimentó ruda desgracia, su feliz hogar, que adornaba con su belleza y sus virtudes su distinguida esposa doña Ana Rosa Serrano, se vio enlutado por cruel infortunio. La difteria le arrabató en un mismo dia, a su bella esposa y a sus dos únicos hijos. Tan desapiadado golpe del destino, lo obligó a viajar para devolver la calma a su espíritu lacerado por el dolor. Durante dos años, 18801882, recorrió el mundo, en busca de un lenitivo para su hondo pesar, visitando las principales y mas adelantadas naciones de América y de Europa, de la India, la Grecia África y el Asia. Recorrió el Plata Brasil, Norte América, Canadá, Japon, China, Málaga, Ceilan, Arabia, Ejipto, Palestina, Turquía, Bulgaria, Rumania, Polonia, Servia, Hungría, Bohemia, Austria, Sajonia, Prusia, Rusia, Islandia, Suecia, Noruega, Dinamarca, Hannover, Badén, Francia, Suiza, Baviera, Tirol, Italia, Sicilia, Malta, Trípoli, Túnez, Arjelia, Marruecos, Portugal, España, Béljica ,Holanda, Inglaterra, Escocia, Irlan-