Página:Novelas y Cuentos de Edgar Allan Poe (1884).djvu/84

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
70
EDGAR POE. — NOVELAS Y CUENTOS

me he olvidado por completo de ciertos tópicos de profunda importancia; y aquí no hay sistema, no hay unión en el fantástico adorno, capaz de imprimirse sobre la memoria. La habitación, que se hallaba en una alta torrecilla de la almenada abadía, era pentagonal en forma, y de gran capacidad. Ocupando toda la faz sur del pantágono, había una sola ventana, un inmenso paño de cristal de Venecia, de un solo trozo, y teñido de color plomizo, de manera que los rayos del sol ó de la luna, pasando a través de él, caían con un sombrío brillo sobre los objetos del interior. Por arriba de la porción superior de aquella enorme ventana se extendía la reja, formada por los brazos de una antiquísima viña, que trepaba las macizas paredes de la torrecilla. El cielo raso, de oscuro roble, era de una elevación extraordinaria, abovedado, y esmeradamente enriquecido con relieves de un gusto el más extravagante y grotesco, semi-gótico, semi-druídico.

De la más central altura de tan melancólica bóveda, pendía, por una sola cadena de oro á grandes estabones, un enorme incensario del mismo metal, de dibujo sarracénico, y con muchas perforaciones, de tal manera ideadas, que se torcía en y fuera de ellas, como si estuviera dotada de la vitalidad de una serpiente, una continua sucesión de llamas de mil colores.

Algunas pocas otomanas y candelabros de oro de estilo oriental, se veían en varias posiciones; y venía después el lecho, el lecho nupcial, de un modelo indio, bajo y escultado, de sólido ébano, con un pabellón parecido á un paño mortuorio. En cada uno de los ángulos de la cámara, se hallaba parado un gigantesco