Página:Our Sister Republic - Mexico.djvu/528

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
510
CARTAS DE DESPEDIDA DEL SR. SEWARD.

la amabilidad que me ha conferido, y recuérdeme siempre como amigo fiel y confidente.

WILLIAM H. SEWARD.

Señor Lerdo de Tejada, &c., &c., &c. México.


Veracruz, 8 de enero, 1870.

Mi querida Sra. Juárez:—La providencia no es totalmente caprichosa incluso en la dirección de acontecimientos políticos. Fue una gran bondad para mí, que me permitió verla y conocerla en su exilio en los Estados Unidos. Pero es una máxima felicidad, que después de haberlo hecho me sea permitido ser su invitado, tras la feliz restauración de su familia, amigos, a la exaltada posición en México. Es casi demasiado esperar poder recibirla a usted, su esposo y amigos, en mi propia casa en los Estados Unidos; todavía no renunciaré a esa alegre expectativa. Mientras tanto, y en cualquier caso, ruego ser recordado como uno de los amigos que le puede ser fiel y agradecido, mientras viva.

WILLIAM H. SEWARD.

La Señora Juárez, &c., &c., &c. México.


Veracruz, 8 de enero, 1870.

Mi Querido Sr. Romero:—No es para renovar mis agradecido reconocimiento que escribo esta carta de despedida, como lo es para asegurarle mi profunda solidaridad con usted, en sus arduas labores para la restauración de la ley, orden, prosperidad, y prestigio en México.

Me siento muy esperanzado de que estas labores serán apreciadas por el pueblo y Gobierno de México, pronto; pero aunque esto fuera el caso, talento, energía, y lealtad como la suya no puede ser suprimida. Usted en ese caso, solo podrá elevarse a mayor utilidad y honores posteriores.

Con los recuerdos más agradecidos y cariñosos, a la Sra.