Página:Pensamientos (Rousseau) - Tomo II.djvu/188

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
(184)

niño entretanto mal cuidado tendrá tiempo para morirse cien veces ántes que su nodriza tenga para él una ternura de madre.

 De esta misma ventaja resulta un inconveniente que por sí solo deberia quitar á toda mujer sensible el valor de dar á criar á su hijo por otra, y es que el de partir con esta el derecho de madre, ó mas bien enagenarlo: el de ver á su hijo amar á otra muger tanto ó mas que á ella; el de conocer que la ternura que conserva ácia su propia madre es una gracia, miéntras que la que tiene á su madre adoptiva es un deber.

 El modo con que se remedia este inconveniente es inspirando á los niños el desprecio ácia su nodriza, tratando á esta como á una verdadera criada. Cuando ha concluido su servicio, se le quita el niño, ó se la despide. Despues, á fuerza de desaires y de recibirla mal, se la desanima de venir á ver á su hijo de leche: al cabo de algunos años este ya no la vé ni la conoce. La madre que cree sustituirse á ella y reparar su negligencia por su crueldad, se engaña: en vez de formar un hijo tierno, hace un hijo de leche desnaturalizado, le acostumbra á la ingratitud, le enseña á despreciar algun dia á