Página:Sesiones de los Cuerpos Lejislativos de Chile - Tomo II (1818-1819).djvu/320

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido validada
318
SENADO CONSERVADOR

do en el coronel don Francisco de B. Fontecilla.


ACTA

En la ciudad de Santiago de Chile, a primero dia del mes de Marzo de mil ochocientos diezinueve, convocado el Excmo. Senado en su sala de acuerdos i en sesiones ordinarias, se hizo recuerdo de que si apénas el Estado de Chile se vió libre de los enemigos que le tiranizaron por tantos años consecutivos, cuando, léjos de pensar en vengar su agravio con aquellos desnaturalizados que directamente o indirectamente les auxiliaron en la desgraciada provincia de Concepcion, ha publicado una amnistía que pone a salvo a todos de sus pasados crímenes; i porque algunas de las demas provincias del Estado pueden estar comprendidas en los propios hechos, pareciendo de justicia hacerlas partícipes de aquel beneficio, acordó S.E . se estienda el senado-consulto a todos los pueblos en aquella parte en que algun individuo habitante de ellos pueda ser encausado, i que no se fiscalicen las operaciones i procedimientos pasados, ni se persiga por la conducta u opinion que se hubiere observado ántes de la salida del enemigo.

Si esta medida de lenidad i beneficencia hará conocer al mundo entero la liberalidad de nuestro Gobierno i el paternal amor hácia los habitantes del Estado, quedarán prevenidos que en lo sucesivo cualquiera falta será penada sin disimulo con todo el rigor de las leyes; no debiendo la gracia estenderse a los que se hallen juzgados por iguales excesos, i las sentencias ejecutadas. Para su cumplimiento mandó S.E. se pasara copia de esta acta al Excmo. Supremo Director del Estado, a efecto de que, siendo de su aprobacion, se sirva sancionarla i hacerla publicar en la Gaceta Ministerial para la comun satisfaccion; i cerrándose el acuerdo, firmaron los señores senadores con el infrascrito secretario. —Fontecilla. —Perez. —Alcalde. —Villarreal, secretario.



En el mismo dia i por acuerdo consecutivo, mandó S.E. se pidiera al Supremo Director se sirviera hacer pasar una lista individual de todos los estranjeros que han obtenido carta de ciudadanía.

Meditando el Excmo. Senado que era conveniente consolar a los habitantes de las provincias de Concepcion despues de sus padecimientos con la ocupacion del enemigo i emigracion a esta capital, a este efecto acordó S.E. que, así como se decretó a favor de los que emigraron en el año 1814 para las Provincias Unidas, concediéndoles la liberacion de la obligacion de pagar los créditos de los censos que gravan sus fundos en el tiempo que los poseyeron los tiranos, por igualdad de caso se declare que los emigrados de Concepcion se hallan escusados de la satisfaccion de réditos de esa clase de capitales que cargan sobre sus fundos, rústicos i urbanos, entendiéndose comprendidos en este privilejio los principales que, siendo de censo o capellanía, se hubiesen puesto a interes por defraudar el derecho de alcabala, no quedando sujetos a esta excepcion los caudales dados a interes; i mandando dar esta contestacion a la consulta sobre el recurso de don Javier Manzano, firmaron los señores senadores con el infrascrito secretario. —Fontecilla. —Perez. —Alcalde. —Villarreal, secretario.


En el mismo dia acordó S.E. que, con arreglo al art. 1.º, cap. II, tít. III de la Constitucion provisoria, habia cesado la presidencia de este Excmo. Cuerpo del señor Prebendado don José Ignacio Cienfuegos, Gobernador del Obispado; i que, estando al órden de los nombramientos, debia declararse que desde el 23 del inmediato pasado Febrero, habia recaido la presidencia en el señor Coronel de Ejército don Francisco Borja Fontecilla. I mandándole guardar las preeminencias que le son peculiares por el término de los cuatro meses que dispone la Constitucion, firmaron los señores senadores con el infrascrito secretario. —Fontecilla. —Perez. —Alcalde. —Villarreal, secretario.


ANEXOS

Núm. 437

Las medidas de sagacidad i prudencia producen casi siempre mejores efectos que el castigo. En los Gobiernos nacientes debe tratarse de consultar la opinion, sin la que toda fuerza se hace efímera. Por fortuna, los tiranos, que adoptaron los medios opuestos, fundaron nuestra felicidad. Por estos principios acordó el Senado la amnistía en la Provincia de Concepcion, i ha creido de política i de justicia estenderla a los demas pueblos del Estado en los términos que manifiesta la acta que se acompaña a V.E. para su aprobacion i publicacion, siendo de su supremo agrado. —Dios guarde a V.E. muchos años. —Santiago, Marzo 1.1 de 1819. —Al Excmo. Señor Supremo Director.


Núm. 438

Necesita el Senado tener noticia individual de todos los estranjeros que han obtenido de V.E. carta de ciudadanía. Sírvase V.E. mandar se le pase una lista a la mayor brevedad. —Dios guarde a V.E. muchos años. —Santiago, Marzo 1.º de 1819. —Al Excmo. Señor Supremo Director.