Sale la Aurora

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Poesías de Francisco de Figueroa
En esta transcripción se ha respetado la ortografía original.


CANCIÓN III.[editar]

Sale la Aurora de su fértil manto
Rosas suaves esparciendo y flores,
Pintando el cielo va de mil colores,
Y la tierra otro tanto,
Quando la dulce pastorcilla mia,
Lumbre y gloria del día,
No sin astucia y arte,
De su dichoso alvergue alegre parte.

Pisada del gentil blanco pie, crece
La yerba, y nace en monte, en valle ó llano
Qualquier planta, que toca con la mano,
Qualquier arbol florece:
Los vientos, si sobervios van soplando,
Con su vista amansando:
En la fresca ribera
Del rio Tybre siéntase, y me espera.

Dexa por la garganta cristalina
Suelto el oro, que encoge el sutil velo:
Arde de amor la tierra, el rio, el cielo,
Y á sus ojos se inclina:
Ella de azules y purpureas rosas
Coge las mas hermosas;
Y tendiendo su falda,
Texe de ellas despues bella guirnalda.

En esto ve que el sol, dando á la Aurora
Licencia, muestra en la vecina cumbre
Del monte el rayo de su clara lumbre.
Que el mundo orna y colora:
Túrbase, y una vez arde y se aira,
Otra teme y suspira
Por mi luenga tardanza,
Y en mitad del temor cobra esperanza.

Yo, que estaba encubierto, los mas raros
Milagros de fortuna y de amor viendo,
Y su amoroso corazon leyendo
Poco á poco en sus claros
Ojos (principio y fin de mi deseo)
Como turbar los veo,
Enojado conmigo,
Temblando ante ellos, me presento, y digo:

Rayos, oro, marfil, sol, lazos, vida
De mi vida y mi alma, y de mis ojos:
Pura frente, que estás de mis despojos
Mas preciosos ceñida:
Evano, nieve, púrpura y jazmines,
Ambar, perlas, rubines,
Tanto vivo y respiro,
Quanto sin miedo y sobresalto os miro.

Alza los ojos á mi voz, turbada
..............................
..............................


Despues comienza en son dulce y sabroso,
Y á su voz cesa el viento y para el rio:
Dulce esperanza mia, dulce bien mio,
Fuente, sombra, reposo
De mi sedienta, ardiente y cansada alma:
Vista serena y calma,
Muera aquí, si mas cara
No me eres, que los ojos de la cara.

Asi dice ella, y nunca en tantos ñudos
......................................
......................................

Cancion, si alguno de saber procura
.....................................
.....................................