Página:Gramática teórica y práctica de la lengua castellana.pdf/36

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
18

nuestro idioma. Pueden tomar su origen de otro nombre, como maestría de maestro; de un adjetivo, como hermosura de hermoso; de un pronombre, como tuteo de tú; de un verbo como bendición de bendecir; de un adverbio como cercanía y lejanía de cerca y lejos.

Se distinguen en general dos clases de derivados: los gramaticales y los ideológicos. Los derivados gramaticales modifican en fuerza de su terminación los accidentes y propiedades gramaticales del primitivo; los derivados ideológicos modifican en virtud de su terminación el significado del primitivo, sin alterar en muchos casos los accidentes gramaticales. El plural, por ejemplo, es derivado gramatical del singular, y un nombre abstracto es derivado ideológico de un concreto, como grandeza de grande.

Entre los nombres derivados deben tomarse en consideración los patronímicos, los diminutivos, aumentativos y despectivos y los verbales.

80. Los patronímicos son apellidos derivados que denotan filiación. Les corresponden las terminaciones az, ez, iz, oz, es, is. Sirvan de ejemplo Díaz, Martínez, Ruiz, Muñiz, Muñoz, Peris y Garcés. La final ez es la de uso más frecuente.

Díaz es hijo de Diago y Diago es igual á Santiago. Esto se entendorá fácilmente si se recuerda que el nombre del santo apóstol era en español iago; precedido de la forma anticuada sant resultó Santiago y precedido de la letra D inicial del latín Divus (santo), se convirtió en Diago.

Los patronímicos castellanos son algunas veces formas alteradas de genitivos latinos. (Véase la Gramática de la Beal Academia Española. Parte I, Cap. III)

De los nombres diminutivos, aumentativos y despectivos.

81. Los nombres diminutivos son derivados que en virtud de su terminación denotan que disminuye el tamaño de la cosa ó persona significada por el primitivo; v. g.: librito y casita dimi-