Página:Historia general de la medicina en Chile, tomo I.pdf/168

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
— 167 —

ñales, pronóstico y curación, y huyan de las cuestiones impertinentes porque no gasten el tiempo en balde.»

Existen en la Biblioteca Nacional de Santiago, dos volúmenes sobre medicina que corresponden á una misma obra, aunque, posteriormente, se les haya puesto nombre diverso, como el de «Silva Médica» á un tomo,—y que parece ser el nombre general—y el de «Tratado de Medicina,» al segundo.[1]

Estos manuscritos están en castellano, salvo una parte del segundo volumen que está escrito en latin. Las materias están tratadas por letras. En la primera página del primer volumen se lee: Dedicado á la Real Universidad de San Felipe.—Parte 1.ª de la Silva Médica: En la qual se comprehende parte de la theorica ó parte natural del cuerpo humano. Con variedad de sentencias sacadas de varios authores los mejores y más versados en escuelas Médicas. Apoyadas dichas doctrinas en textos de todos los principales de la Medicina. Como Hipócrates, Galeno, Avisena etc.

El libro de medicina más antiguo que Vicuña Mackenna encontró en la Biblioteca Nacional, es un gran volumen, más grande que un misal, escrito en latin, sin fecha, y que trata de las siete materias siguientes: De Coeto, Olea, Pulveres, Ungüentos, Cerasta, Emplastos y Catapatia.

El Doctor José Grossi [2] ha dado á conocer una antigua obra peruana, escrita después del descubrimiento de Harvey, en 1619, y que trata de refutar este sistema con citas teológicas y de clásicos antiguos.[3]

Las obras de medicina que conocieron nuestros médicos coloniales, fueron, por cierto, bien escasas.

Todos los libros que se recibían en el reino estaban sugetos á una severa censura, no permitiéndose la entrada de las obras científicas que tuvieran ideas nuevas y que siempre se miraban como causa de peligro para la fé religiosa.[4]

Entre las obras de instrucción de la era colonial merece

  1. Archivo antiguo ele la B. N. de S.—Vol. 4.° Silva Médica, 361 fojas en. 4.°—Vol. 5.° Tratado de Medicina 443 fojas en 4.°—Anónimo y sin fecha.

    En la primera pájina de la Silva, hay una anotación, escrita con la misma letra del texto, sobre el nacimiento de un hijo del que escribió dichos manuscritos, fechado en 1790. En el interior, en la carátula de un capítulo, está escrito: Año 1785.

  2. Reseña del Progreso Médico etc. (Ob. cit.)
  3. Demostración apolojética contra el título de la Evidencia de la circulación de la sangre, que escribe el Dr. Dn. Federico Botoni, Médico Messines. Su autor el Dr. Dn. Bernabé Ortiz de Gandaete, Cathedrático que fué de Vísperas de Medicina, en la Real Universidad de San Marcos de Lima, actual de Prima, Prothomédico de estos Reynos, Médico de Cámara de el Exmo. Sr. Dr. fr. Diego Morsillo Rubio, Médico Ministro de el Santo Tribunal de la Inquisición.»
  4. Recopilación de Indias—Ley I—lib. VITI, tít. 8.