Página:JM Gorriti Panoramas de la vida 1.djvu/35

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página no ha sido corregida


I'l{l!l<IGRlNACl(,)NEN

la ba.hia., iba yo pensando. no sin 1-ecelo, en ese mal incalificable, terror de los navegantes: el mareo. Habialo sufrido con sintomas alarmantes cuantas veces me embarqiié, aun on lns condiciones de una perfecta salud. g,Cu;il se presentaria ahora, on In deplomble situacion en que me hallaba‘?

Pero yo habia resuelto cerrar los ojos zi todo peligro; y asiendo mi valor ii dos manos, puse el pié en la hlimeda escalera del vapor -, rehusé el brazo que galantemente me ofrecia. un oficial de marina, y subi cual habia de caminar en adelante: sola y sin apoyo.

Como mi equipage so reducia, cual tii dices, mi velo y mi abanico, nada. tenia que hacer, sino era contemplar la. actividad egoista con que cada uno preparaba su propio bienestar durante la. travesia.

Sentada en un taburete, con los ojos fijos en las arboledas que me ocultabaii Lima, y la mente en las regiones fantaisticas del porvenir, me abismé en un mundo de pensamientos que en vanoprocurabator11a1' color de rosa.

Allé, tras de esas verdes enr:1mada.s que parecen anidar la dioha, estzi ahora mi madre hundida. en el dolor; y yo que la. abandono para ir en busca de la salud entre los a,za,res de una largo peregrinacion, en castigo de mi temeridad voy, quizé, 1% encontrax la muerte!