Página:Pensamientos (Rousseau) - Tomo II.djvu/121

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido corregida
(117)
HOMBRE.


 En el estado en que se encuentran las cosas, un hombre abandonado desde su nacimiento á sí mismo entre los demas seria el mas desfigurado de todos. Las preocupaciones, la autoridad, la necesidad, el ejemplo, todas las instituciones sociales en que nos hallamos sumidos, sofocarian en él la naturaleza, sin reemplazarla con nada; seria en él como un arbolito nacido por casualidad en medio de un camino, que muy pronto perece á manos de los pasageros que chocan con él por todas partes, y tiran de sus ramas en todas direcciones.

 Se mejoran las plantas por el cultivo, los hombres por la educacion. Si el hombre naciese ya grande y robusto, le serian inútiles su estatura y sus fuerzas, hasta que hubiese aprendido á servirse de ellas: le serian perjudiciales, impidiendo á los demas que cuidasen de socorrerle; y abandonado a sí mismo, moriria de miseria antes de haber hecho conocer sus necesidades. Nos quejamos del estado de la infancia, y no se vé que la especie humana hubiera perecido si