Página:Sesiones de los Cuerpos Lejislativos de Chile - Tomo XXVI (1839).djvu/10

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
Esta página ha sido validada
4
CONGRESO NACIONAL

para el regreso inmediato del Ejército, i aguardamos que lo efectúe para dar principio a la negociacion de los tratados de amistad i comercio que deben ligar a las dos Repúblicas, chilena i peruana. Jamas se nos echará en cara que hemos hecho un uso poco jeneroso de la victoria, o que nuestros esfuerzos por la restauracion del órden público de los Estados del Sur, i contra una inno vacion que legaba a nuestra posteridad un ejemplo funesto, abrigaban miras ocultas de ventajas comerciales. Fiamos la prosperidad de nuestro suelo en los medios que nos ha concedido la naturaleza, i solo contrariaremos las trabas artificiales que una política mal entendida quiera poner a su espontáneo desarrollo.

Apesar de la liberalidad de las instrucciones dadas para las operaciones de nuestras fuerzas navales se han suscitado a veces controversias con los neutrales; i me lisonjeo de que en sus arreglo se han dado por nuestra parte pruebas inequívocas de moderacion, i de que no somos ciegos al ínteres que tiene esta República en el fomento del comercio. He tenido la oportunidad de ver de cerca el espíritu leal i conciliatorio de que está animada la clase verdaderamente respetable de los comerciantes estranjeros establecidos en Chile; i uno de mis votos mas sinceros es que ninguna ocurrencia vuelva a turbar la íntima simpatía que me lisonjeo de ver restablecida entre ella i el pueblo chileno. Las escenas de efusion amistosa i, por decirlo así, fraternal de que acabo de ser testigo, i el espectáculo que me ha presentado Valparaíso, de lo que pueden la actividad e intelijencia estranjera, combinadas con los elementos de prosperidad que encierra nuestro suelo, han dejado en mi alma recuerdos que no se borrarán jamas.

Terminada la guerra con el Gobierno del Jeneral Santa Cruz, se han renovado espontáneamente los antiguos vínculos entre Chile, Bolivia i el Perú. El esmero de la administracion chilena en estrecharse esta amistad preciosa será constante e invariable; i lo emplearemos igual en el cultivo de las relaciones que nos unen con la Federacion Arjentina, que no vaciló en lanzarse con nosotros a una lid de sacrificios i peligros en defensa de las libertades americanas. ¡I ojalá que todas las repúblicas de HispanoAmérica, convencidas de lo que importa su íntima union al bienestar de cada una, la consolidasen bajo formas que diesen nuevas garantías a su seguridad, a su respetabilidad interior i esterior, e hiciesen imposible la repeticion de otros atentados, como el que acaba de reprimirse en el Perú!

Puedo aseguraros que, en mis relaciones con las demás potencias estranjeras, nada existe que deba causarnos inquietud arerca de la continuacion de esta paz inestimable, de esta concordia con todos los pueblos de la tierra, a que siempre se han dirijido los votos mas fervorosos del Gobierno de Chile. La justicia es el cimiento de la paz. El Gobierno, penetrado de este sentimiento, se ha ocupado, aun durante las exijencias de la pasada guerra, en el exámen i arreglo de todas las demandas de indemnizacion de las potencias estranjeras; i hará cuanto esté de su parte para su pronto i equitativo ajuste, a que espero daréis una atención asidua en el curso de la presente Lejislatura.

He abierto los puertos de la República al comercio español, poniéndolo sobre el mismo pié que el de las naciones mas favorecidas, o hablando con mas propiedad, sobre el pié de igualdad de que gozan en nuestro mercado todos los pabellones estranjeros. Asegurado de las disposiciones pacíficas del Gobierno español, he nombrado un Ministro Plenipotenciario que se dirija a la Península para negociar un tratado en que se reconozca solemnemente nuestra independencia, i se consagren los lazos fraternales que deben ligarnos con los habitantes de la tierra de nuestros padres.

El Ministro de Relaciones Esteriores completará en su Memoria el cuadro lijero a que me veo precisado a reducirlas en este momento para no fatigar vuestra atencion. El someterá a vuestra aprobacion constitucional el tratado que hemos celebrado con el Gobierno de S. M. B., para concurrir por nuestra parte a la abolicion del comercio de esclavos; objeto digno de la solicitud de aquel ilustrado Gobierno, i a que me ha parecido ligada en cierto modo la cooperacion de Chile, por el estatuto memorable que proscribió la esclavitud en nuestro suelo, i por el Acta Constitucional que ha convertido esta proscripcion eu una lei fundamental de la República. El Ministro de Relaciones Esteriores tiene también encargo de presentaros el tratado de amistad, navegacion i comercio, ajustado con S. M. el Emperador del Brasil. En medio de los desvelos incesantes a que la prosecucion de esta guerra me obligaba, me lisonjeo de que no hallareis desatendidos los demas objetos de servicio público. La enumeracion de las providencias que se han dictado para la mejora de la policía de la capital i de otras ciudades; para el fomento del comercio interior; para el arreglo económico de los hospitales; para el de las cárceles, estableciéndolas donde (altaban; para el de pesos i medidas; para la direccion de obras públicas; para la refaccion o conservacion de los edificios públicos existentes, i la ereccion de otros nuevos; para la mejor organizacion del ramo de correos; para la de la interesante institucion de subdelegado e inspectores; para protejer el derecho de propiedad contra los ataques a que pudiera estar espuesto en los casos de espropiacion forzosa autorizados por la Constitucion; para hacer mas regular i espedita la administracion de justicia, ya simplificando los trámites, ya determinando las funciones del Ministerio Público, ya señalando los tribunales que deben conocer de ciertas causas, cuya leji