Pensamientos (Rousseau 1824): 22

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda

RAZÓN.


 Una de las adquisiciones del hombre, y quizá de las mas lentas, es la razon. El hombre aprende á ver con los ojos del espíritu, del mismo modo que con los del cuerpo; pero es mucho mas largo el primer aprendizage que el segundo, porque no midiendose

como la estension las relaciones de los objetos intelectuales, no se adquieren sino por estimacion; y porque nuestras primeras necesidades, nuestras necesidades físicas, no nos hacen tan interesante el examen de estos mismos objetos. Es necesario aprender á ver dos objetos á un tiempo; es necesario aprender á comparar los objetos en la muchedumbre, á subir por grados á las causas, á seguirlas en sus efectos; es preciso haber combinado una infinidad de relaciones para adquirir ideas de conveniencia, de proporcion, de armonía y de órden. El hombre que, privado del auxilio de sus semejantes, y ocupado incesantemente en subvenir á sus necesidades, está en todo reducido á la sola direccion de sus propias ideas, hace bien lentos progresos en aquella parte: envejece y muere ántes de haber salido de la infancia de la razon.