Enciclopedia Chilena/Partidos políticos/Agrario Laborista, Partido (2)

De Wikisource, la biblioteca libre.
Ir a la navegación Ir a la búsqueda
ECH 2838 6 - Agrario Laborista, Partido.djvu
Para ver el documento original completo, haga clic en la imagen.

Agrario Laborista, Partido
Artículo de la Enciclopedia Chilena

Flag of Chile.svg

Este artículo es parte de la Enciclopedia Chilena, un proyecto realizado por la Biblioteca del Congreso Nacional de Chile entre 1948 y 1971.
Código identificatorio: ECH-2838/6
Título: Agrario Laborista, Partido
Categoría: Partidos políticos
Desambiguación Existen otras versiones de este artículo en Agrario Laborista, Partido (desambiguación)


PARTIDO AGRARIO LABORISTA[editar]

Historia[editar]

La historia del Partido Agrario Laborista está constituida por distintas etapas, que es preciso seguir en conjunto y sucesivamente.

Su primera etapa se inicia en 1931 con la fundación del partido que se llamó unicamente "Partido Agrario". Nació en el seno de la Sociedad Agrícola del sur y fué fundado en Temuco por agricultores de la región sur. Inicialmente fué una colectividad de carácter esencialmente agrícola, cuya finalidad principal era la de dar forma a la idea gremial agrícola, o sea, dar personería política a los agricultores.

Entre los organizadores de este Partido se destacó don Braulio Sandoval y otros connotados personeros agrícolas. Sus integrantes provenían especialmente de los Partidos Liberal y Radical; y su tendencia política inicial era de derecha.

En sus principios no tuvo resonancia sino dentro de la zona en que había nacido. Enfrentado con las elecciones parlamentarias que se realizaron en 1932, presentó varios candidatos y logró elegir 4 diputados, totalizando 6.580 votos. Esta fué, pues, la primera representación política del Partido Agrario y su primera fuerza electoral.

En Congreso realizado por el Partido en Temuco, en 1934, tomó cuerpo la idea de entender los horizontes de acción. No era suficiente para actuar integralmente en la vida pública el carácter agrícola que se había dado en un principio a la colectividad; era necesario extenderlo a todas las actividades del trabajo y darle, en consecuencia, caracter corporativo.

"El Partido Agrario, se dijo en aquella ocasión en la Declaración de Principios, no es un nuevo partido político, ni nace para defender mezquinamente los intereses de la agricultura... Es un Movimiento Nacional Corporativo y su nombre, que parece limitado, expresa que es el primer grupo gremial, el agrícola, que adquiere forma..."

Se estableció en seguida que, a juicio del Partido, la forma política que mejor se adapta a la sociedad es la gremial; y se hizo un llamado para formar el Frente Corporativo Nacional. El Partido Agrario, se agregó, dentro de este Frente, postula desde luego diversos principios. Entre estos principios se destacaron especialmente: el reparto de las utilidades entre el capital y el trabajo en relación a la función social desarrollada; que el Estado debe ser un simple relacionador de las fuerzas de la economía nacional; que la Agricultura debe ser considerada como la principal actividad económica nacional. En cuanto a organización política, se postuló la necesidad de crear, junto a una Cámara política de elección popular, una Cámara económica nacional, integrada por los gremios funcionales.

Asumía, pues, el Partido Agrario un caracter netamente corporativo siguiendo una tendencia que en aquellos años estaba haciendo impacto en las nuevas colectividades políticas.

En las elecciones municipales de 1935, el nuevo Partido obtuvo un total de 4.323 votos y logró elegir 23 Regidores.

Su situación política se mantuvo más o menos estable por algunos años y no tuvo una actuación de trascendencia y con alcances nacionales. En las elecciones parlamentarias de 1937 eligió 3 diputados, con un total de 9.721 votos; en las de 1941, 9 diputados, con 7.723 votos; y en las de 1945, 2 diputados con 8.750 votos. Han sido diputados del Partido, entre otros, los señores Manuel Bart Herrera, Humberto del Pino Pereira, Lulián Echevarri Elorza, Alberto del Pedregal Artigas, Juán Bautista Cheta, etc.

En 1941 eligió su primer Senador, que fué don Humberto del Pino Pereira, por la Agrupación Provincial de Bío Bío, Malleco y Cautín.

En las elecciones municipales de 1938 obtuvo 44 Regidores, con un total de 9.393 votos; en las de 1941, 29 Regidores, con 5.777 votos; y en las de 1944, 22 Regidores, con 5.523 rotos.

La segunda etapa se produce en 1945, que es cuando el Partido toma el nombre definitivo de "Partido Agrario Laborista". Aquel año se fusionó el antiguo partido agrario con una colectividad politica pequeña, llamada "Alianza Popular Libertadora", que había elegido un diputado. Esta colectividad contenía en su seno a antiguos elementos de tendencia nacista o nacionalista, aparte de otros, que eran personeros regionalistas de distinta tendencia y muy próximos a los principios agrarios. La "Alianza Popular Libertadora", había sido en un principio una agrupación de partidos de la que formaron parte los nacistas y la Unión Socialista, principalmente. Transformada después en partido político, se mantenía aún precariamente en este año de 1945. De esta fusión resultó, pues, el Partido Agrario Laborista. Desde este momento fué posible advertir en el seno del Partido dos tendencias bien definidas, que habrían de gravitar poderosamente en su futuro: una tendencia tradicional agraria de carácter gremialista, integrada en su mayor parte por los elementos regionales del sur; y otra tendencia nueva, de caracter corporativista o laborista, integrada en parte por elementos nacistas o nacionalistas.

Al constituirse el nuevo Partido Agrario Laborista, dijo en un Manifiesto que su finalidad era "lograr el orden público del país, sobre una base funcional, en la que el trabajo no sólo tenga obligaciones, sino también derechos cívicos indiscutibles".

Fué elegido Presidente de la nueva colectividad don Eduardo Necochea Nebel. Desde entonces, hasta 1951, fecha en que señalaremos otra etapa del Partido, han sido sus presidentes las siguientes personas:

Eduardo Necochea Nebel.
Jaime Larraín García Moreno.
Humberto del Pino Pereira.
José García González.
Jaime Larraín García Moreno.
Sergio Recabarren Valenzuela.
José García González.

El Partido Agrario Laborista celebró Congreso en Santiago en 1946. Luego en Valdivia en 1947, durante los días 15, 16, 17 y 18 de Agosto, ocasión en la cual hizo una nueva declaración de principios, en la cual se contenían los siguientes principios: instauración de democracia funcional, de tipo económico; economía autodirigida, que sea el resultado de la colaboración orgánica de las fuerzas de la producción; y rechazo de la necesidad de lucha de clases. Luego celebré Congresos en Santiago, en 1948; en Valparaíso en 1949; en Temuco, en 1951.

Durante el año 1946, y con motivo de las elecciones presidenciales que debían realizarse ese año para designar al sucesor del Presidente Juán Antonio Ríos, que había fallecido, el Partido Agrario Laborista participó en la convención presidencial de los partidos de Derecha (Conservador y Liberal). Postuló como candidato a don Jaime Larrain García Moreno, que alcanzó a reunir en ocasiones una cantidad apreciable de votos. La Convención terminó en un fracaso y los partidos posteriormente proclamaron sus candidatos por separado. El Partido Agrario Laborista procedió a proclamar a don Jaime Larrain; pero posteriormente esta candidatura fué retirada y el Partido apoyó a don Alfredo Duhalde. En definitiva, el Partido apoyó la candidatura de don Fernando Alessandri Rodriguez, que resultó de una transacción entre la candidatura Duhalde y la de don Arturo Alessandri.

A contar de esta fecha se advierte en el Partido Agrario Laborista un extraordinario auge y aumento de fuerzas. En las lecciones de Municipalidades realizadas en 1947, obtuvo 140 Regidores, de los cuales 40 fueron elegidos Alcaldes, con lo cual el Partido adquirió notable importancia regional. Pero fué en las elecciones parlamentarias de 1949 en donde quedaron de manifiesto en mejor forma sus fuerzas electorales en aumento, obtuvo en esa ocasión la apreciable cantidad de 14 diputados y 4 senadores. Se había convertido en la cuarta potencia electoral de Chile.

A raíz de este triunfo los militantes del Partido empezaron a aumentar en forma apreciable e incluso adquirieron importancia en él nuevos elementos, que se colocaron en pugna con los agrarios tradicionales y fundadores. Esta situación, habría de gravitar también en el desarrollo histórico posterior del Partido.


En 1951 empieza a gestarse una nueva etapa, del Partido Agrario Laborista. El país estaba abocado a una elección presidencial para elegir sucesor a don Gabriel González Videla. En el seno del Partido Agrario Laborista empezó a tomar cuerpo la candidatura del ex Presidente don Carlos Ibañez, idea que fué prendiendo cada vez más influenciada en gran parte por los nuevos elementos y las nuevas tendencias que habían ingresado al Partido. El señor Ibañez era a la sazón agricultor en el sur y esta circunstancia se invocaba en forma especial para mover las opiniones en su favor dentro del Partido. Se realizaron algunas entrevistas con el señor Ibañez y por fin, en un Congreso realizado en Chillán el 1° de Mayo de 1951, se proclamó oficialmente su candidatura.

Diversos sectores del Partido iniciaron en forma activa los trabajos electorales en favor del señor Ibañez y de ello resultó un mayor crecimiento para el partido. La Directiva de Cautín, celosa mantenedora de la tradición partidista, se sintió alarmada por este incremento que consideró artificial; y así adoptó el acuerdo de pedir que fueran cerrados los registros del Partido en todo el territorio de la república "ante la inminente victoria electoral próxima y en resguardo de la integridad del Partido". Tal medida, como era de esperarlo, no fué aceptada y el Partido continuó aumentando.

Un grupo importante del Partido, formado en gran parte por elementos fundadores y encabezado por Jaime Larrain García Moreno estuvo en desacuerdo con la proclamación de la candidatura Ibañez. Este sector se reunió en Temuco en Mayo de 1951, con representantes de siete provincias y acordó reagrupar al Partido, en un Movimiento de Recuperación Doctrinaria. Lanzó al país un Manifiesto en el que manifestó contrario a tal candidatura y protestó por la trayectoria que el Partido venía siguiendo a causa de los nuevos elementos que habían formado mayoría en él.

El nuevo grupo quiso seguir llamándose "Partido Agrario Laborista" y anunció que formularía petición en tal sentido al Director del Registro Electoral, fundándose en que constituía el sector que tenía abrumadora mayoría en las provincias agrarias. Designó una Junta Ejecutiva, que quedó integrada en la siguiente forma: Jaime Larrain García Moreno, Presidente; Andrés Contardo y José Carril, Vice Presidentes; y Jaime Sanfuentes, secretario.

El sector oficial, presidido por Eduardo Necochea, continuó apoyando la candidatura Ibañez.

Triunfante don Carlos Ibañez, el Partido Agrario Laborista adquirió una situación política preponderante y se convirtió practicamente en eje del gobierno. Sus registros continuaron aumentando y logró reunir una cantidad impresionante de adherentes. A fin de dinamizarlo, su directiva acordó, durante la presidencia de don José García (1953) modificar su organización interna. La organización tradicional que hasta aquí había tenido fué dejada de mano y en cambio se crearon los "núcleos de penetración".

En el Congreso de 1953 su triunfo fué extraordinario, logrando elegir 22 diputados y 26 senadores. Su situación en el gobierno fué cada vez más considerable y personeros de sus filas desempeñaron cargos ministeriales y altos cargos administrativos. El Partido, que había nacido con caracteres regionales y gremiales, se había convertido en partido de proyecciones nacionales.

El 12 de Noviembre de 1953, celebró en Valparaíso su 7º Congreso, al cual asistieron 700 delegados. La sector, francamente adicto al gobierno del señor Ibañez y que encabezaba el senador recién elegido don Guillermo Izquierdo Araya, logró imponerse, y eligió como Presidente del Partido a don Rafael Tarud.

Posteriormente a esta fecha, ocurrieron en el partido incidentes, dificultades y tropiezos de toda clase. Ante la impopularidad que iba adquiriendo el gobierno de Ibañez, importantes sectores se inclinaron hacia la oposición; hubo numerosas renuncias al Partido; la directiva lanzó un discutido manifiesto precisando su posición; fué expulsado y luego reincorporado el senador don José García; se produjo desintegración en provincias e, incluso, los agrario laboristas de Temuco se marginaron del Partido.

Ya a principios de 1954, existía en la Junta Ejecutiva del Partido un sector mayoritario que era contrario al gobierno del señor Ibañez. Ese mismo año se formó un grupo que fué llamado "recuperacionista", contrario a la directiva oficial que presidía el señor Tarud. Era dirigido por el diputado Alfredo Lea Plaza y estaba formado por 11 diputados y por el senador José García. Los diputados integrantes de él fueron los señores: Von Mühlembrock, Lea Plaza, Weber, del Río, Urcelay, Bart, Guzmán, Orpis, de la Pressa, Bustamante y Rigo. Constituyeron un "Comité de Recuperación del Partido Agrario Laborista" y en un principio se mantuvieron ligados al Partido; pero en actitud disidente.

Mientras tanto, el sector marginado que encabezaba don Jaime Larrain, luego de apoyar la candidatura presidencial de don Arturo Matte, había terminado uniéndose con otro grupo agrario laborista formado bajo la dirección de don Julián Echevarri Elorza y formaron el Partido Nacional Agrario, en 1954. Esta nueva colectividad fué presidida por don Julián Echevarri y formuló una Declaración de Principios, en la cual postulaba por el término de la lucha de clases y por la exaltación de los valores espirituales y materiales que constituyen la nacionalidad. Más tarde, esta colectividad se fusionó con el sector Recuperacionista y con grupos independiente dando origen al "Partido Nacional".

A principios de 1955, y siendo Presidente don Carlos Montero Schmidt, tuvo el partido un situación política preponderante en el gobierno. El Presidente Ibañez, ante una dificil situación política, organizó un gabinete ocupado exclusivamente por personeros del Partido Nacional Agrario.

La impopularidad del gobierno de don Carlos Ibañez iba en aumento y en el seno del Partido Agrario Laborista aumentaban también las críticas a su Directiva que continuaba apoyando al gobierno y participando en él. Las elecciones parlamentarias de 1957 señalaron un punto culminante a este respecto, pues los partidos que habían apoyado al señor Ibañez sufrieron un gravísimo descalabro electoral. La principal víctima fué el Partido Agrario Laborista, que bajó su representación en la Cámara de diputados a 13 diputados; y en el Senado, a 4 senadores.

Ese mismo año se produjo una nueva división interna. Era presidente del Partido don Julio Von Mühlembrock, a quien seguía la mayoría de los diputados y que orientó al Partido hacia la oposición. Un sector disidente, encabezado primero por el senador don Blas Bellolio y luego por don Jorge Aravena, era partidario de continuar apoyando al señor Ibañez. Formaban parte de él los 4 senadores del Partido y fué llamado nuevamente "Recuperacionista". Llamándose "Partido Agrario Laborista" y sostiendo ser el continuador del Partido, este grupo celebró el 9° Congreso del Partido en el mes de Octubre, eligiendo la siguiente directiva: Jorge Aravena, Presidente; Oscar Jimenez Pinochet y Carlos Sívori, Vice Presidentes; Héctor Aravena, secretario.

El Partido quedaba, pues, dividido en dos sectores y con dos directivas. Llevada la situación en reclamo hasta el Director del Registro Electoral, en noviembre de aquel año, fué reconocida como oficial la directiva que encabezaba Von Mühlembrok, reconociéndose a este grupo el derecho de usar la denominación de "Partido Agrario Laborista".

La situación opositora del sector oficial culminó aquel año al ser expulsados del Partido los señores Jorge Aravena, Oscar Jimenez y Roberto Muñoz, que habían aceptado carteras ministeriales.

En las elecciones presidenciales de 1958, vivió el Partido Agrario Laborista nuevos momentos difíciles. Mientras la directiva oficial se inclinaba a la candidatura de don Eduardo Frei Montalva, del Partido Demócrata Cristiano-, un grupo apreciable de agrario laboristas, entre los ensiles se contaban fundadores del antiguo Partido Agrario, organizó un movimiento contrario a esta candidatura. Este grupo, formado en su mayor parte por militantes de las provincias de Cautín y Bío Bío, constituyó una Junta Ejecutiva propia y lanzó un Manifiesto, invitando a los agrarios a una Convención en Temuco. La invitación era limitada a los que habían sido agrarias antes del triunfo de la candidatura del señor Ibañez en 1952; y se excluía expresamente a la provincia de Santiago. Firmaban, entre otros, los señores Braulio Sandoval, Teodoro Lagos, Gilberto Ortiz, Silverio Elzel, Carlos Klagges, Carlos Carrasco, Luis Lagos, Juán Schleyer, Vinicio Matamala, Romualdo Guzmán, Santiago Salazar, Ramón Ríos, José Carmona y otros.

En definitiva, frente a las elecciones presidenciales de 1958, el Partido Agrario Laborista presentó el siguiente complejo cuadro:

  1. El sector oficial apoyó la candidatura de don Eduardo Frei.
  2. El "Partido Nacional", que contenía en su seno a los Nacional Agrarios y a un grupo Recuperacionista, apoyó también la candidatura Frei.
  3. El grupo ibañista apoyó igualmente la misma candidatura.
  4. Un sector disidente apoyó la candidatura de don Jorge Alessandri Rodriguez. (Partido Agrario Laborista Recuperacionista).

Con posterioridad a las elecciones presidenciales de 1958 que dieron el triunfo a don Jorge Alessandri Rodriguez, se inició la última etapa del Partido Agrario Laborista, etapa que marca su extinción.

En Octubre de ese año, se fusionó a un sector oficial del Partido con el Partido Nacional, dando orígen al "Partido Nacional Popular".

En 1960, el Partido Nacional Popular pasó a integrar un nuevo partido que se llamó Partido Democrático Nacional o PADENA.

Finalmente un grupo político que en 1963 se organizó con el nombre de "Partido Agrario Laborista", se fusionó en Diciembre de ese mismo año con la Nueva Izquierda Democrática, formando un nuevo partido con el nombre de "Democracia Agrario Laborista".

Bibliografía[editar]

  • Dirección de Informaciones y Cultura. Anuario DIC. 1946.
  • Donoso, Ricardo. Alessandri, tomo 2. 1954.
  • León Echaiz René. Evolución Histórica de los Part. Políticos Chile. 1938.
  • Frei, Eduardo (y Edwards, Alberto). Historia de los Partidos Politicos. 1949.
  • Olavarría, Arturo. Chile entre dos Alessandri. 1962.
  • Partido Agrario Laborista. Folletos varios.
  • Valencia, Luis. Anales de la República. 1951.
  • Prensa de la época.