Diferencia entre revisiones de «Almagesto: Libro V - Capítulo 02»

Ir a la navegación Ir a la búsqueda
m
m
<ref name="Referencia 007"></ref>
 
Cuando este tipo de observación fue realizada sin un posterior análisis, fue halladahallado dedesde ambas observaciones [aquellas] registradas por Hiparco y por nosotros mismos, que la distancia de la Luna desde el Sol está algunas veces de acuerdo con aquella calculada con la hipótesis [descrita] arriba, y algunas veces en desacuerdo, siendo la discrepancia menor en algunos momentos y mayores en otros. Pero cuando prestamos más atención en las circunstancias de la anomalía en cuestión, y la examinamos masmás cuidadosamente sobre un período contínuo [de tiempo], descubrimos que en la conjunción y en la oposición la discrepancia [entre la observación y el cálculo] es tanto imperceptible o pequeña, siendo la diferencia de un tamaño determinado por la paralaje lunar; en ambas cuadraturas, sin embargo, mientras la discrepancia es muy pequeña o ninguna cuando la Luna está en su apogeo o perigeo del epiciclo, ésta alcanza una máxima [diferencia] cuando la Luna está cerca de su velocidad media y [por lo tanto] la ecuación de la primera anomalía tiene también unaun máximamáximo; además, en ambas cuadraturas, cuando la primera anomalía es subtractiva, la posición observada de la Luna es incluso en una longitud más pequeña respecto de la calculada substrayendo la ecuación de la primera anomalía, pero cuando la primera anomalía es aditiva su verdadera posición es incluso mayor [que aquella calculada de sumar la ecuación de la primera anomalía], y el tamaño de esta discrepancia está cercanamente relacionada al tamaño de la ecuación de la primera anomalía. Solamente desdeDe estas circunstancias solo pudimos ver, que deberíamosdebemos haber supuesto elsuponer epiciclo de la Luna ser transportado sobre un círculo excéntrico, estando más alejado de la Tierra en conjunción y oposición, y más cercanacercano a la Tierra en ambas cuadraturas. Esto sucederá si modificamos un tanto la primera hipótesis a lo largo de algunas de las siguientes líneas.
 
Imaginar el círculo (en el plano inclinado de la Luna) concéntrico con la eclíptica moviéndose hacia adelante, como antes [lo hicimos] [[Almagesto:_Libro_IV_-_Capítulo_06|Libro IV Capítulo 6]], (para representar el [movimiento en] latitud) alrededor de los polos de la eclíptica con una velocidad igual al incremento del movimiento en latitud sobre el movimiento en longitud. Imaginar, nuevamente, la Luna recorriendo el llamado epiciclo (moviéndose hacia adelante sobre su arco del apogeo) con una velocidad correspondiente a una vuelta de la primera anomalía. Ahora, en este plano inclinado, suponemos dos movimientos tomando lugar, en direcciones opuestas, ambos uniformes con respecto al centro de la eclíptica: uno de estos transporta el centro del epiciclo hacia la parte trasera a trevés de los signos con una velocidad de movimiento en latitud, mientras el otro [movimiento] transporta el centro y apogeo de la excéntrica, que asumimos ubicados en el mismo plano [inclinado], (el centro del epiciclo estará en todo momento localizado en ésta excéntrica), hacia adelante a través [ej. en orden reverso de] los signos por una cantidad correspondiente a la diferencia entre el movimiento en latitud y la elongación doble (la elongación siendo la cantidad por la que el movimiento medio de la Luna en longitud excede el movimiento medio del Sol). Por lo tanto, por dar un ejemplo, en un día el centro del epiciclo recorre cerca de 13;14º en movimiento en latitud hacia la parte trasera [de los cielos] a través de los signos, pero parece haber recorrido 13;11º en longitud sobre la eclíptica, dado que todo el círculo inclinado [de la Luna] recorre la diferencia de 0;3º en dirección opuesta, [ej.] hacia adelante, [mientras tanto] el apogeo de la excéntrica, en una vuelta, recorre 11;9º en dirección opuesta, (hacia adelante nuevamente): ésta es la cantidad por la cual la elongación doble, de 24;23º, excede el movimiento en latitud de 13;14º. La combinación de ambos de estos movimientos, los cuales toman lugar en direcciones opuestas, tal como dijimos, alrededor del centro de la eclíptica, producirá como resultado, que el radio transportando el centro del epiciclo y el radio transportando el centro de la excéntrica estarán separados por un arco cuya suma es 13;14º y 11;9º, y será el doble de la cantidad de la elongación (que es de aproximadamente 12;11 ½º). Por lo tanto el epiciclo recorrerá la excéntrica dos veces durante un mes [sinódico] medio. Asumimos que éste vuelve al apogeo de la excéntrica en la conjunción y oposición media.
5360

ediciones

Menú de navegación